El diputado provincial Gustavo Pulti rechazó los alcances del proyecto de ley ómnibus que impulsó el presidente Javier Milei y deberá ser tratado en el Congreso.

«Es un nuevo ataque al progreso posible de los argentinos. En la línea del DNU, esta nueva andanada, apunta a convertir a la Argentina en un territorio de mercados sin normas», manifestó el legislador.

El ex intendente de General Pueyrredon sostuvo que «la industria nacional, las pymes, el trabajo, los jubilados o jubiladas al igual que la Constitución y las instituciones de la República son impactadas por estas iniciativas absolutistas».

Por lo expuesto, Pulti consideró que «urge activar la opinión ciudadana y la acción política democrática para impulsar una auténtica alternativa para el desarrollo con justicia social. Único camino del verdadero progreso».


Deja un comentario

Deja tu comentario