El Comité Central Confederal (CCC) de la CGT declaró un paro general nacional a partir de las 11 horas del próximo 24 de enero, que incluirá una masiva movilización al Congreso nacional, en rechazo del Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) de desregulación económica dictado por el Gobierno, confirmaron a Télam fuentes gremiales.

De forma previa, la central obrera realizará el 10 de enero en el Salón Felipe Vallese de la sede de la CGT de la calle Azopardo un plenario nacional de sus delegaciones regionales, informaron los voceros gremiales.

El Confederal sesionaba sesionaba con el objetivo de analizar la instrumentación de un plan de lucha en rechazo al DNU. El encuentro de las organizaciones obreras confederadas comenzó a las 14 en la sede sindical de Azopardo al 800 en la ciudad Autónoma de Buenos Aires.

El secretario general de la Asociación Bancaria, Sergio Palazzo, al ingresar a la sede de la CGT, dijo que «dentro del menú de acciones obviamente está contemplado un paro general» y afirmó que «ese paro general tiene que ver con que obviamente se buscará el momento, el tiempo, la circunstancia, pero por sobre todo porque tiene consecuencias nocivas este decreto si empieza a regir a partir de este fin de semana».

Para el gremialista, tanto el decreto 70/2023 -con el que el Gobierno establece la desregulación de la economía- como el proyecto de «Ley de Bases y Puntos de Partida para La Libertad de los Argentinos» presentado ayer al Congreso «tienen características nocivas para la República».

«Arrogarse las facultades de legislar por dos años, con posibilidad de emplear dos años más, es la eliminación prácticamente del Congreso», subrayó.

Sobre el decreto, Palazzo advirtió que «ya el día lunes pueden tomar medidas que atentan contra la situación de muchos trabajadores» y pidió a la Justicia que «mire con mucho detenimiento» la iniciativa del presidente Javier Milei.

«Lo que ha hecho el Presidente es cambiar el orden jurídico de la Argentina y si la justicia convalidara eso va a tener que convalidar cada cuatro años cuando venga un Presidente que se cambie el orden jurídico de la Argentina e inclusive hasta pueden sacarle una reforma del Poder Judicial por decreto», explicó.

En una entrevista en la señal de cable TN, en la noche del miércoles, Daer sostuvo que este jueves «se resolverán los pasos a seguir» en rechazo al DNU de Milei y al proyecto de «Ley de Bases y Puntos de Partida para La Libertad de los Argentinos» enviado ayer al Congreso que -dijo- «aumenta la maldad en forma exponencial».

«Vamos a definir una medida de acción directa contundente pero lo vamos a debatir en el Comité Central Confederal», respondió Daer en TN al ser consultado sobre si la central realizará un paro general.

Daer agregó que, «con la incorporación del DNU a la ley ómnibus, aumentaron la maldad en forma exponencial» y sostuvo que las normas propuestas «no tienen una mirada clara ni de proyección de país».

«El Presidente pide facultades amplísimas hasta declarar una guerra, por dos años», dijo Daer en esa oportunidad, al tiempo que sostuvo que las iniciativas «van en contra de toda la sociedad».

«Uno puede transformar un país pero debe hacerse con un gran acuerdo con base de sustentación política, proponiendo debate. Acá estamos deshaciendo la administración del Estado, convirtiéndola en la nada misma y a partir de eso alguien nos dice que vamos a estar mejor pero las consecuencias que son tarifazo y devaluación», argumentó.

En tanto, sobre el encuentro de este jueves, voceros gremiales habían señalado a Télam que «la idea de la mayoría de los dirigentes y organizaciones es aprobar la instrumentación de un plan de lucha gradual» en el que se descartaría por el momento la convocatoria a un paro.

Sin embargo, con las declaraciones del miércoles de Daer, pareció volver a tomar fuerza la idea de llamar a un paro nacional. (Telam)


Deja un comentario

Deja tu comentario