El Banco Central (BCRA) anunció su decisión de bajar la tasa de interés para depósitos a plazo fijo de 133% a 110% nominal anual. Además, el directorio de la autoridad monetaria dispuso también dejar de realizar licitaciones de LELIQ a futuro.

El BCRA comunicó varias medidas para clarificar y simplificar la señal de tasa de política monetaria. Entre ellas, modificó la tasa de política monetaria y el esquema de gestión de liquidez.

“En el contexto de un excedente significativo de liquidez y de elevada inflación, el directorio consideró prudente mantener una tasa de interés mínima para los depósitos a plazo fijo, que decidió establecer en 110% nominal anual”, anunció la autoridad monetaria. Hasta hoy la tasa de referencia era de 133%.

Por su parte, a pesar del pedido de los bancos con discontinuar el Plazo fijo UVA, decidieron “que resulta necesario que el sistema bancario continúe ofreciendo al público depósitos a plazo fijo ajustables por UVA.

Bajando 23 puntos la tasa de interés a una tasa mensual de 9,1% y una inflación corriendo del 25% al 30%, la tasa real pasa a ser negativa y muchos ahorristas quedan expuestos a una licuación importante de su dinero o ir al dólar. Quien pueda acceder. Habrá que ver mañana como reaccionan esos mercados.

Por el lado de las Leliqs y los pases, anunciaron que “A partir de mañana, su tasa de interés de política monetaria pasará a ser la tasa de los pases pasivos a un día de plazo, tasa que desde el 13 de diciembre fue establecida en 100%”. Mientras que “Con el fin de racionalizar su esquema de gestión de liquidez, el Directorio decidió dejar de realizar licitaciones de LELIQ a futuro, pasando a ser las operaciones de pases pasivos su principal instrumento de absorción de excedentes monetarios”.

De esta manera, el comunicado indica que “al centralizar sus operaciones en un solo instrumento, y al ser su tasa de política la única tasa de interés de referencia, se busca hacer más clara la señal de política monetaria y fortalecer su transmisión al resto de las tasas de interés de la economía”.

De esta forma se empieza a desinflar el stock de leliqs y quedarse solo con instrumentos de pases. La famosa “bola de leliqs” ya venía desinflándose en las últimas semanas. De ahora en mas con los vencimientos se abonarán las letras que haya en stocks y el instrumento dejará de existir centralizando únicamente en pases.

En cuanto a las operaciones de inyección de liquidez, “el BCRA seguirá ejerciendo la posibilidad de realizar pases activos y ofrecer puts sobre instrumentos del Tesoro que el BCRA considere adecuados. El Directorio dispuso, a través de la Comunicación A 7921, que aquellos títulos susceptibles de ser vendidos al BCRA por el mecanismo de put no computarán a efectos del límite de fraccionamiento crediticio al sector público”, cierra el comunicado. (NA)


Deja un comentario

Deja tu comentario