Economía buscará segmentar subsidios y aumentar tarifas de electricidad y gas, pero hay resistencia en el kirchnerismo

El proyecto de Presupuesto 2022 prevé reducir subsidios al 1,5% del Producto Bruto, pero Máximo Kirchner dijo que eso dependerá de cómo esté el bolsillo de la gente.

El Ministerio de Economía mantiene su intención de segmentar subsidios energéticos según el poder adquisitivo de los hogares y aumentar tarifas de electricidad y gas, pero esa intención encuentra resistencias en el kirchnerismo.

La cuestión, clave para reducir el déficit fiscal, comenzará a ser debatida sobre la base del proyecto de Presupuesto 2022 enviado al Congreso.

Economía prevé bajar al 1,5% del Producto Bruto los subsidios de luz y gas en 2022, que en 2021 rondarán el 2,2%, indicaron fuentes del Palacio de Hacienda.

Eso implicará aumentos en los servicios públicos que promediarán el 38% al 40% en sectores medios, según cálculos de especialistas, pero el kirchnerismo buscará revisar esos números.

El jefe del bloque del Frente de Todos en Diputados, Máximo Kirchner, defendió la política de atraso tarifario y tomó distancia del presupuesto de Guzmán.

El proyecto de ley de Presupuesto 2022 prevé una reducción de 2,1% a 1,7% del PBI en el rubro «energía, combustibles y minería» de la partida Servicios económicos.

Kirchner consideró que las tarifas no tienen que aumentar «en los términos que proponía el sistema» energético.

«Siempre entendimos en aquella discusión por tarifas que se tenía que tomar en cuenta cómo estaba la realidad de muchos argentinos y argentinas, incluso de aquellos trabajadores formales que se encuentran por debajo de la línea de pobreza o en sus límites», sostuvo.

Sobre los incrementos tarifarios que surgen a partir del proyecto de Presupuesto, Kirchner dijo que la iniciativa «se discutirá ahora en el Congreso».

«Uno puede prever matemáticamente cuál debería ser el aumento pero también tiene que ver cómo está la sociedad. Uno no puede actuar en base simplemente a cuentas matemáticas», advirtió. (NA)

Gas: más controles para determinar que se facture correctamente

El organismo estableció que ese informe deberá contener asimismo un diagnóstico y perspectiva sugerida.

El Gobierno dispuso aumentar los controles sobre las distribuidoras del servicio de gas por redes, a efectos de fiscalizar «que se esté facturando correctamente a los usuarios». Las licenciatarias del servicio de distribución de gas por redes deberán presentar al Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas) un informe pormenorizado e individualizado del estado de situación comercial, técnica, económica y financiera, respecto de cada una de las subdistribuidoras de su área licenciada, en el plazo de 15 días hábiles de ser notificada.

Así lo estableció la Resolución 322/2021 del Enargas, publicada este martes en el Boletín Oficial. El organismo estableció que ese informe deberá contener asimismo un diagnóstico y perspectiva sugerida. De acuerdo con el texto oficial, a efectos de controlar que se esté facturando correctamente a los usuarios en orden a su categoría y zona tarifaria, la Gerencia de Protección al Usuario (Enargas) efectuará una Auditoría de Aplicación de Cuadros Tarifarios.

La auditoría incluye la verificación de los días incluidos en el período de consumo comprendido entre las fechas de lectura de medidor, en función del ciclo de lectura de los usuarios (bimestral o mensual). También, la correcta asignación del consumo del período a la liquidación de servicio público, en orden al esquema de emisión de factura mensual y la aplicación de los cuadros tarifarios vigentes en función de la categoría del usuario y la subzona tarifaria.

Para las subdistribuidoras alcanzadas por el régimen de Zona Fría, se deberá verificar la «efectiva y correcta implementación del régimen en la facturación a los usuarios y usuarias», y las leyendas obligatorias que la que la liquidación de servicio público debe contener.

Por su parte, la Gerencia de Desempeño y Economía del Enargas deberá realizar un relevamiento de los tres últimos estados contables de las subdistribuidoras, para evaluar la situación económica financiera de esas compañías, incluyendo la gestión de endeudamiento, ya sea a nivel societario o bien a nivel segmento en aquellos casos donde la prestadora adicionalmente provea otros servicios. Asimismo, se relevarán las erogaciones contenidas en el anexo de gastos, y para ello, se deberá requerir información de detalle, entre otros puntos.

El Enargas justificó los mayores controles al señalar que «no quedan dudas de que corresponde a este ente regulador, en el marco de su competencia, definir los derechos de los sujetos involucrados en la prestación del servicio respectivo mediante la aplicación de las normas legales, reglamentarias y en su caso, contractuales (licencias) correspondientes».

«Los subdistribuidores son responsables de la prestación regular y continua del servicio público de distribución de gas y, en ese sentido, sus decisiones de gestión de negocios y/o empresariales no deben ocasionar perjuicios a los usuarios, como así tampoco limitar o afectar las obligaciones que les impone el Marco Regulatorio de la Industria del Gas», añadió el organismo. (NA)

Es ley la reducción de las tarifas de gas en zonas de bajas temperaturas

La iniciativa modifica el artículo 75 del Presupuesto 2021 para beneficiar a más de tres millones de habitantes de municipios de las provincias de Buenos Aires (entre ellos Mar del Plata), Santa Fe, Córdoba, Mendoza, Jujuy, San Juan, San Luis y Salta en los que se registran bajas temperaturas.

El Senado de la Nación aprobó esta madrugada, y convirtió en ley, el proyecto que propone una reducción en las tarifas de gas para municipios donde se registran bajas temperaturas, luego de un debate de más de seis horas en el que la iniciativa obtuvo el respaldo del oficialista Frente de Todos y de un sector del opositor interbloque de Juntos por el Cambio que votó dividido.

La iniciativa, que había sido aprobada a principios de mes en la Cámara de Diputados, recibió en el Senado 51 votos a favor y doce en contra.

La iniciativa modifica el artículo 75 del Presupuesto 2021 para beneficiar a más de tres millones de habitantes de municipios de las provincias de Buenos Aires (entre ellos Mar del Plata), Santa Fe, Córdoba, Mendoza, Jujuy, San Juan, San Luis y Salta en los que se registran bajas temperaturas.

Además, reduce en alrededor del 50 por ciento las tarifas a los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo (AUH) y la Asignación por Embarazo, de pensiones no contributivas y jubilados -hasta 4 salarios mínimos-, del monotributo social, usuarios que perciben seguro de desempleo y empleados de casas particulares.

También podrán tener este beneficio quienes estén exentos en el pago de ABL o tributos locales de igual naturaleza o los que tengan una pensión vitalicia como veteranos de Guerra del Atlántico Sur.

Respecto del resto de los usuarios residenciales, la tarifa diferencial implicará una disminución del 30% de la factura de gas correspondiente.

Finalmente, la iniciativa prorroga por 10 años el Fondo Fiduciario de Consumos Residenciales de Gas (artículo 75, Ley 25.565) y aumenta la cantidad de departamentos y localidades de todo el país de temperaturas bajas comprendidos en este beneficio.

El Senado buscará convertir en ley el jueves el proyecto que reduce tarifas de gas en zonas frías

El oficialismo, principal impulsor del asunto, cuenta con los votos necesarios para convertirlo en ley, debido a que la iniciativa recibió sanción de la Cámara de Diputados en una extensa sesión que se llevó a cabo el jueves 10 de junio.

El Senado convertirá en ley esta semana el proyecto que fija una reducción en las tarifas de gas en distintos puntos del país en los que se registran temperaturas por debajo de la media en invierno, luego de que la iniciativa recibiera dictamen favorable en un plenario de las comisiones de Minería, Energía y Desarrollo Sustentable y de Presupuesto y Hacienda.

El oficialismo, principal impulsor del asunto, cuenta con los votos necesarios para convertirlo en ley, debido a que la iniciativa recibió sanción de la Cámara de Diputados en una extensa sesión que se llevó a cabo el jueves 10 de junio.

En esa oportunidad, la iniciativa presentada por el titular de la bancada del Frente de Todos de la Cámara baja, Máximo Kirchner, obtuvo el respaldo de otros bloques como Consenso Federal, Córdoba Federal, el Frente de la Concordia de Misiones, Justicialista y Unidad Federal para el Desarrollo, además del de algunos integrantes de Juntos por el Cambio.

En Diputados, el proyecto sumó 190 votos a favor, 16 en contra y 43 abstenciones, tras un debate que demandó casi cinco horas por la numerosa cantidad de legisladores que se anotaron para exponer.

En la Cámara alta, durante el plenario de comisiones el oficialismo apoyó la iniciativa, pero la oposición presentó algunos cuestionamientos y la decisión de votar favorablemente o no el proyecto será definida durante la reunión del interbloque de Juntos por el Cambio que se llevará a cabo el próximo martes.

El radical mendocino Julio Cobos reconoció que el proyecto «está más o menos en consonancia» con una iniciativa que presentó junto con su coterránea Pamela Verasay.

En cambio, la cordobesa Laura Rodríguez Machado consideró que «debería haber subsidios para los que no pueden pagar, pero no a la mancha geográfica».

«Los que no tienen gas también contribuyen con su impuesto a ese gran fondo del Estado que termina subsidiando las grandes manchas urbanas que después pretenden que le den los votos al kirchnerismo nuevamente», dijo la legisladora macrista.

Desde el oficialismo, la mendocina Anabel Fernández Sagasti consideró al proyecto como «el más importante de los últimos cuarenta años» para su provincia.

Durante el encuentro de comisión, la senadora cuestionó la política tarifaria del Gobierno de Cambiemos y dijo a sus colegas de la oposición que «esta ley brinda la posibilidad de remendar con su voto lo que hicieron cuando fueron gobierno».

«Ese desatino que llevó a la pobreza energética a millones de argentinos. Tienen la posibilidad de votar a favor de la gente como no lo hicieron cuando votaron en contra de la ley que retrotraía los tarifazos en el Senado nacional», expresó.

Por su parte, su compañera de bancada, la santafecina María de los Ángeles Sacnun, vaticinó que el proyecto «va en camino de revertir la pobreza energética en nuestras provincias».

«No solamente los usuarios van tener un enorme impacto en la recuperación de su poder adquisitivo del salario y la jubilación, sino que la industria también se verá beneficiada», opinó.

La iniciativa modifica el artículo 75 del Presupuesto 2021 para beneficiar a más de tres millones de habitantes de municipios de las provincias de Buenos Aires, Santa Fe, Córdoba, Mendoza, San Juan, San Luis y Salta en los que se registran bajas temperaturas.

Además, reduce en alrededor del 50 por ciento las tarifas a los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo (AUH) y la Asignación por Embarazo, de pensiones no contributivas y jubilados -hasta 4 salarios mínimos-, del monotributo social, usuarios que perciben seguro de desempleo y empleados de casas particulares.

También podrán tener este beneficio quienes estén exentos en el pago de ABL o tributos locales de igual naturaleza o los que tengan una pensión vitalicia como veteranos de Guerra del Atlántico Sur.

Respecto del resto de los usuarios residenciales, la tarifa diferencial implicará una disminución del 30% de la factura de gas correspondiente.

Finalmente, la iniciativa prorroga por 10 años el Fondo Fiduciario de Consumos Residenciales de Gas (artículo 75, Ley 25.565) y aumenta la cantidad de departamentos y localidades de todo el país de temperaturas bajas comprendidos en este beneficio. (Telam)

El Gobierno ratificó que no habrá nuevos aumentos de luz, gas y combustibles en lo que resta de 2021

El secretario de Energía, Daniel Martínez, dijo que se busca hacer un “uso inteligente de los subsidios” y que la segmentación de tarifas tendrá que esperar.

Las tarifas de gas y electricidad y el precio de los combustibles no tendrán nuevos aumentos en lo que resta del año, a pesar de la “presión” que representa la suba del precio internacional del petróleo, aseguró el secretario de Energía, Darío Martínez.

El funcionario remarcó que esa es la decisión de “el presidente (Alberto Fernández) y la vicepresidenta (Cristina Fernández de Kirchner)” luego de los sucesivos incrementos en los valores de a nafta y el gasoil en el primer tramo de 2021, así como los ajustes en las tarifas de luz y gas.

La decisión oficial también se da a conocer luego del conflicto por el porcentaje de incremento de las tarifas de luz entre el ministro de Economía, Martín Guzmán, y el subsecretario de Energía Eléctrica, Federico Basualdo, quien expresó su rechazo a un segundo aumento en ese sentido.

En declaraciones al diario Río Negro, Martínez señaló que “el presidente y la vicepresidenta decidieron este año que ya hay muchas dificultades” en materia de inflación y en consecuencia “no tener un impacto en cuanto a las tarifas es una decisión que nosotros trasladamos”. A pesar de la suba del crudo (el barril de Brent cotiza a US$ 74,25 y el WTI a US$ 72,21), el secretario puntualizó que “el precio actual (de los combustibles) debería ser así hasta fin de año”.

«Eso genera una tensión entre el Estado y las productoras pero nosotros creemos que en el segundo semestre no deberían variar los precios, no debería haber incrementos”, remarcó. En ese sentido, los datos de inflación de mayo, con una suba global del 3,3% mostraron un aumento de los precios de los combustibles y las tarifas de servicios públicos que superaron el nivel general.

De acuerdo con el informe del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC) en la región del Gran Buenos Aires, el subgrupo “Electricidad, gas y otros combustibles” tuvo un alza del 3,5% en relación con los niveles de abril, en tanto “Combustibles y lubricantes para vehículos de uso del hogar” mostró un incremento del 11,3%.

Martínez abordó la cuestión de los subsidios otorgados por el Estado para neutralizar el alza de las tarifas, que algunos especialistas critican por no diferenciar a los usuarios según su nivel socioeconómico. En ese sentido, indicó que en el Gobierno se quiere “hacer un uso inteligente de los subsidios”, pero admitió que “es un proceso complejo de armado de base de datos que nunca se hizo y, en un contexto de pandemia, es más difícil todavía”.

En cuanto a la ley de Promoción de Inversiones  de hidrocarburos, señaló que existe un borrador “que tiene varias alternativas” y se está a la espera de “la validación con las autoridades máximas de Gobierno”. Una vez que se tenga ese visto bueno, se avanzará en el diálogo con “las productoras, provincias, trabajadores, Pymes, cámaras y todos los involucrados», dijo.

Asimismo, destacó la importancia del desarrollo de los hidrocarburos no convencionales de Vaca Muerta y destacó la posibilidad de conseguir financiamiento de parte de China, “con la que se firmó un memorándum de entendimiento, ya que puede demandar entre US$ 3.000 y US$ 3.500 millones». (NA)