El Gobierno nacional presentará un proyecto de ley para regular el financiamiento de los partidos políticos

El mismo fue elaborado a partir del diagnóstico de especialistas, integrantes del Poder Judicial y representantes de entidades partidarias.

El Gobierno nacional presentará ante el Congreso de la Nación un proyecto para modificar la ley de financiamiento de los partidos políticos que prevé la bancarización del régimen de aportes. El mismo fue elaborado a partir del diagnóstico de especialistas, integrantes del Poder Judicial y representantes de entidades partidarias.

“En marzo el Presidente anunció que íbamos a mandar el proyecto de financiamiento de los partidos políticos. Es un proyecto en el que venimos trabajando hace más de un año”, afirmó el secretario de Asuntos Políticos e Institucionales del Ministerio del Interior, Obras Públicas y Vivienda, Adrián Pérez; al tiempo que destacó que para la elaboración de la propuesta se trabajó “junto a los partidos políticos, la sociedad civil, legisladores y jueces”.

“Estos son los puntos que tienen mayor nivel de consenso, creo que este proyecto va a establecer mejores mecanismos de control y de transparencia”, afirmó Pérez en declaraciones realizadas esta tarde a periodistas acreditados en Casa de Gobierno.

El funcionario además ponderó que “la bancarización absoluta de los aportes va en línea con lo que están haciendo muchos países del mundo, a los efectos de mejorar el control en el financiamiento de los partidos políticos”.

“Creemos que lo mejor es que este todo bancarizado, que la gente pueda conocer quiénes son los aportantes y que se habilite a las personas físicas y jurídicas a aportar con un tope. Esto va a ayudar mucho a que las campañas políticas sean mucho más transparentes y más controladas”, concluyó.

Puntos centrales de la propuesta de reforma del régimen de financiamiento político

Se elimina la posibilidad de hacer donaciones en efectivo. Los aportes sólo podrán realizarse mediante transferencia bancaria, cheque, tarjeta de crédito o débito.

El proyecto habilita el aporte de personas jurídicas, estableciendo un tope del 2 por ciento sobre el total de los gastos permitidos para un partido.

Se propone que aquellas empresas que provean publicidad en vía pública se inscriban en un registro específico que administrará y controlará la Cámara Nacional Electoral. 

Se establece la obligatoriedad para que organismos públicos (como UIF, PROCELAC, AFIP, ANSES, IGJ, Of. Anticorrupción, entre otros) compartan la información con la Justicia Electoral, a los fines de combatir los aportes de dinero proveniente de actividades ilícitas, o simplemente para controlar mejor los aportes y gastos.

Las agrupaciones políticas que se presentan a elecciones deben designar dos responsables económico financieros. El proyecto incorpora la obligación de que uno sea un contador público matriculado, mientras que el otro debe ser autoridad partidaria.

Se extiende el plazo de prohibición actualmente vigente para la realización de actos de gobierno que puedan promover la captación del voto, de 15 a 30 días. 

Se promueven sanciones para el clientelismo político y el uso de recursos públicos con fines partidarios 

Los aportes extraordinarios previstos por la ley de financiamiento para cubrir gastos no electorales sólo serán accesibles para los partidos que no estén cumpliendo sanciones vinculadas al régimen de financiamiento. 

Se habilita la posibilidad de adhesión de las provincias al régimen de financiamiento nacional

Se aumenta la composición del cuerpo de auditores contadores de la Cámara Electoral, creando 17 cargos nuevos, con el fin de mejorar sustantivamente el control del financiamiento

Impulsan una ordenanza para regular los eventos masivos

La semana próxima se llevará a cabo una reunión abierta, entre áreas del Municipio y productores de la ciudad.

La concejal Cristina Coria, en conjunto con la concejal Patricia Leniz y tomando como base trabajos del área de Inspección General, presentaron un proyecto de ordenanza  para regular la realización de espectáculos eventuales masivos, definidos en los  de más de 800 personas.

El proyecto abarca cuestiones fundamentales: las obligaciones para los organizadores de eventos, los requisitos a cumplir para su autorización, la fiscalización de esta actividad y la creación de un registro de productores; con lo que se busca dotar de  un marco normativo a la actividad  que  hoy no cuenta con un protocolo predeterminado a seguir.

Al respecto, Cristina Coria expresó que “debemos lograr que ante cada evento de este tipo, para el municipio quede bien establecido quién es el responsable, qué profesionales intervienen  y si se cumplen  las previsiones de seguridad y sanitarias. Prevé, además, que  el  Estado pueda  desarrollar campañas de interés público, como de prevención de adicciones, consumo responsable de alcohol o violencia, durante la realización del mismo», agregó.

Según Coria, la normativa exige “responsabilidades y requisitos de seguridad”,  contempla puntos de hidratación, baños químicos, capacidad de ocupación propuesta por sector, medios de salida, esquema de prevención de incendios,  plan de evacuación y además propone  que la publicidad que se desarrolle en eventos de corto plazo, a través de carteleria, pantallas y otros, sea autorizada en el marco de esta ordenanza, quedando exceptuado de la aplicación del Código de Publicidad.”

La semana próxima se llevará a cabo una reunión abierta, en la cual participarán las áreas del Municipio involucradas en este tema y los productores de la ciudad a fin de poder recibir opiniones de todos los actores y generar una herramienta importante para el desarrollo ordenado de estos eventos.