Dengue: advierten sobre la presencia de mosquitos antes de la llegada del verano

Debido al cambio climático, los especialistas alertan sobre la necesidad de adelantar las medidas de prevención antes de la llegada de la época estival.

El cambio climático generó la presencia de mosquitos en temporadas y regiones que parecían no aptas para su supervivencia, y también facilitó su reproducción y el desarrollo de las larvas, por lo que los especialistas alertan sobre la necesidad de adelantar las medidas de prevención antes de la llegada del verano.

    El fenómeno de reproducción del mosquito es de cuidado, ya que existen muchas especies que transmiten enfermedades como el zika, chikungunya, la fiebre amarilla y en especial en la Argentina el dengue.

    La Organización Panamericana de la Salud (OPS) dio a conocer una estadística sobre la cantidad de casos confirmados de dengue que registraron en la región durante 2019: 1.367.369, de los cuales 1.534 resultaron en fallecimientos.

La Organización Mundial de la Salud sugiere que el cambio climático entre 2030 y 2050 producirá muertes adicionales entre otras causas por paludismo (o malaria), otro virus transmitido por un mosquito que en Argentina ocurre con mayor frecuencia en las zonas del noroeste y nordeste.

    Las enfermedades avanzan en todo el continente: en Centro América y el Caribe se vivieron en los últimos meses más casos de dengue que los registrados en 2017 y 2018 en conjunto.

    En Argentina, en tanto, hubo pacientes diagnosticados con la enfermedad en 15 provincias durante el último período estival, mientras que en la Ciudad de Buenos Aires se triplicaron los casos con respecto al período anterior.

«Las medidas preventivas son la mejor forma de evitar el contagio, ya que el acento está puesto en no propiciar condiciones favorables para que el mosquito viva y se reproduzca», explicó la doctora Guyer, consultora pediátrica de Pelente.

    La especialista enumeró una serie de recomendaciones:

   -No arrojar desechos en patios, terrazas y terrenos baldíos.

    -Mantener limpios los jardines.

    -Destapar y limpiar los desagües de lluvia de los techos.

    -Utilizar repelente al aire libre cada 4 horas y colocarlo por sobre la ropa.

    -Eliminar recipientes que acumulen agua. En caso de no poder hacerlo, taparlos o darlos vuelta.

En cuanto al cuidado en niños, la Academia de Pediatría Americana desaconseja que en bebés menores a dos meses se utilicen repelentes, y señala que es preferible protegerlos cubriéndolos con velo anti mosquitos.

    Sin embargo, la Sociedad Argentina de Pediatría, ante el contexto epidémico de dengue, sugiere que si se utilizan repelentes con DEET en su composición es preciso confirmar que su concentración sea menor al 30%, no colocarlo sobre heridas ni piel irritada, no rociarlos en lugares cerrados ni debajo de la ropa de los chicos como tampoco directamente sobre el cuerpo del niño sino en las manos del adulto y luego sobre el niño.

    La DEET (N,N-diethil-m-toluamida) es el componente activo en ciertos repelentes de insectos. Desarrollado por el ejército de los Estados Unidos en 1946, interfiere las neuronas y los receptores que se encuentran en las antenas y la boca de los mosquitos para disuadirlos y repelerlos. (NA)

Coronavirus: guía para preparar alcohol en gel casero

Frente a la cantidad de recetas que circulan por Internet sobre cómo preparar alcohol en gel en casa, la Organización Mundial de la Salud elaboró su propio manual para evitar complicaciones en la salud

Ante la rápida expansión del coronavirus en el mundo varios países sufren un fuerte desabastecimiento de alcohol en gel. La preocupación de la población ante un posible contagio llevó a que miles de personas se dirijan a farmacias o supermercados a comprar los insumos necesarios para poder cuidarse.

Por este motivo la Organización Mundial de la Salud (OMS) brindó los detalles de cómo fabricar un gel sanitizante de manera casera.

Cabe resaltar, que el proceso no es sencillo y si no se tiene la concentración exacta puede ser ineficiente, producir alergia incluso dañar la piel.

DOS FÓRMULAS PARA UNA PRODUCCIÓN A PEQUEÑA ESCALA SEGÚN LA OMS

PRIMERA FÓRMULA

-Etanol al 96%

-Peróxido de hidrógeno al 3%: se utiliza para desactivar las esporas bacterianas contaminantes de la soluciones

-Glicerol al 98%: se utiliza como hidratante aunque es posible utilizar otros emolientes para el cuidado de la piel, siempre y cuando sean económicos, fáciles de conseguir y miscibles en agua y alcohol y no incrementen la toxicidad ni favorezcan las alergias

-Agua destilada estéril o hervida fría.

SEGUNDA FÓRMULA

-Etanol al 96% (8333 ml);

-Peróxido de hidrógeno al 3% (417 ml);

-Glicerol al 98% (145 ml);

-Agua destilada estéril o hervida fría.

Preparación por etapas:

1. Vierta el alcohol estipulado en la fórmula en la botella grande o depósito hasta la marca graduada.
 
2. Añada el peróxido de hidrógeno con la probeta.
 
3. Añada el glicerol con una probeta. El glicerol es muy viscoso y se adhiere a las paredes de la probeta,por lo que deberá limpiarse ésta con agua destilada estéril o hervida fría antes de verter su contenido en la botella o depósito.
 
4. Llene la botella o depósito asta la marca de 10 litros con agua destilada estéril o hervida fría.

5. Una vez terminada la preparación, coloque la tapa o el tapón de rosca de la botella o depósito lo antes posible para evitar la evaporación.
 
6.  Mezcle la solución agitándola suavemente o mediante un agitador.
 
7. Distribuya inmediatamente la solución entre los recipientes finales (por ejemplo, botellas de plástico de 500 o 100ml), y ponga las botellas en cuarentena durante 72 horas antes de utilizarlas. Durante ese tiempo, las esporas presentes en el alcohol o en las botellas nuevas o reutilizadas serán destruidas.

Si bien es difícil producirlo en casa, es importante prestar atención al sofisticado manual para evitar caer en recetas que luego puedan generar alergias u otras complicaciones.

La OMS declaró al coronavirus como una pandemia

Según informó, de los 118.000 casos de Covid-19 reportados a nivel mundial en 114 países, más del 90% están radicados en solo cuatro países, y dos de ellos, China y Corea del Sur, tienen epidemias en un «declive significativo».

La Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró hoy al coronavirus como una pandemia, informó el director general, Tedros Adhanom Ghebreyesus del organismo en una conferencia de prensa dada en la ciudad suiza de Ginebra.

«Hemos evaluado que el Covid-19 puede caracterizarse como una pandemia», aseguró Tedros, y agregó que «describir la situación como una pandemia no cambia la evaluación de la OMS sobre la amenaza que representa este coronavirus. No cambia lo que está haciendo la OMS, y no cambia lo que los países deberían hacer».

El director general de la OMS precisó que «nunca antes habíamos visto una pandemia provocada por un coronavirus».

Según informó, de los 118.000 casos de Covid-19 reportados a nivel mundial en 114 países, más del 90% están radicados en solo cuatro países, y dos de ellos, China y Corea del Sur, tienen epidemias en un «declive significativo».

La definición que da la OMS en su web, califican pandemia a «la propagación mundial de una nueva enfermedad».

Se produce una pandemia cuando surge un nuevo virus gripal que se propaga por el mundo, y la mayoría de las personas no tienen inmunidad contra él.

«Pandemia no es una palabra para usar a la ligera o sin cuidado. Es una palabra que, si se usa incorrectamente, puede causar un miedo irrazonable o una aceptación injustificada de que la lucha ha terminado», alertó Tedros.

«Llamamos todos los días a los países a tomar medidas urgentes y agresivas», concluyó. (Télam)

Día de la Salud 2019: “Salud universal: para todos y todas, en todas partes”

El Día Mundial de la Salud, que se celebra el 7 de abril, este año marca el final de las celebraciones del 70 aniversario de la Organización Mundial de la Salud (OMS). En la Región de las Américas, estas celebraciones han tomado como lema “Salud universal: para todos y todas, en todas partes”.

Por Dr. Martín Zemel

Director de Escuela de Odontología Universidad Fasta

El Día Mundial de la Salud, que se celebra el 7 de abril, este año marca el final de las celebraciones del 70 aniversario de la Organización Mundial de la Salud (OMS). En la Región de las Américas, estas celebraciones han tomado como lema “Salud universal: para todos y todas, en todas partes”.

 

Salud universal significa que todas las personas tengan acceso, sin discriminación alguna, a servicios de salud integrales de calidad, cuándo y dónde los necesitan, sin enfrentarlas a dificultades financieras. Para ello, se requiere la definición e implementación de políticas y acciones con un enfoque multisectorial para afrontar los determinantes sociales de la salud y fomentar el compromiso de toda la sociedad para promover la salud y bienestar.

 

La salud no es un privilegio, es un derecho humano fundamental. Este derecho, íntimamente unido al principio ético del respeto y defensa de la vida física, debe ser promovido y protegido sin ningún tipo de condicionamiento desde la concepción hasta la muerte natural de cada persona humana. Por tanto, el acceso universal a la salud y la cobertura universal de salud son necesarios para mejorar los resultados de salud y otros objetivos fundamentales de los sistemas de salud. Es así que el derecho de toda persona al goce del grado máximo de salud, la equidad y la solidaridad han sido valores adoptados por los Estados Miembros de la OMS.

 

Los sistemas de salud eficientes y participativos, requieren del compromiso de la sociedad, así como del compromiso político firme y de largo plazo de las autoridades a cargo de formular políticas, legislaciones, reglamentaciones y estrategias para acceder a servicios integrales, oportunos y de calidad.

 

En la Región de las Américas, los organismos internacionales de la salud impulsan acciones que contribuyan a que el acceso y cobertura universal sea una realidad para todas las personas, en todas partes. Es por ello que, durante la formación de los futuros profesionales de salud, la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad FASTA propone un modelo participativo de planificación en salud mediante un trabajo mancomunado con los diferentes actores políticos y sociales, y con la convicción del papel fundamental que tiene la atención primaria de salud en el camino hacia la salud universal.

 

Desde la Universidad FASTA instamos al conjunto de la sociedad a sumarse en la construcción de un sistema de salud que derribe todas las barreras de acceso y se acerque cada vez más a todas las personas, en todas partes.