La mítica Casa de les Punxes abre sus puertas para visitas del público

Noticias de Barcelona

En la primera planta montaron una proyección audiovisual sobre la leyenda de Sant Jordi, mientras que la terraza está dedicada a Puig i Cadafalch y el modernismo.

El popular edificio de Josep Puig i Cadafalch en Diagonal con Bruc, conocido popularmente como Casa de les Punxes, abrirá este mañana sus puertas a los turistas por primera vez en su historia, desde 1905 que fue inaugurada.

La finca era uno de los pocos enclaves modernistas de la ciudad que todavía no recibía visitas. La parte abierta al público es el piso principal de uno de los edificios (son tres en total) y la terraza de todos ellos, con las características torres cónicas.

La puesta a punto llegó luego de una reforma completa de la terraza y las torres más la instalación de un ascensor nuevo para completar el circuito, que en algunos tramos se completa con empinadas escaleras de caracol. “Se han recuperado también los colores originales del edificio y partes del pavimento”, explica Jaume Falguera a El Periódico, el arquitecto encargado de la instalación.

La espectacular arquitectura, inspirada en el castillo alemán de Neuschwanstein en Baviera (inspiración también del castillo de la madrastra de Blancanieves de Disney), sirve también para introducir a todos los públicos en la leyenda de Sant Jordi y el dragón, con un dragón hecho por computadora que recuerda a los de Juego de tronos y un castillo que es la Casa Terradas.

En la planta noble del edificio, antigua residencia de las tres hijas de la familia Terradas, se explica a través de pequeños videos el papel del rey, el dragón, la doncella y el caballero que llegó a salvar a un pueblo de su amenaza. Todo en salas con los característicos techos con molduras florales y ventanales forjados que se oscurecen para que el visitante se sienta parte de la trama.

Barcelona. (INCAT-El Periódico).

El Museo Nacional de Arte de Cataluña rinde homenaje a Els 4 Gats

Noticias de Barcelona

La emblemática cervecería y restaurante, lugar de reunión de artistas y creativos de todo tipo en el carrer Montsió de Barcelona, presente en el máximo salón de arte de Cataluña

La taberna Els 4 Gats jugó un papel fundamental en la evolución del Modernismo y del arte catalán de finales del siglo XX. Inspirada en los locales de ocio de la bohemia parisina, la cervecería del carrer Montsió, a metros del Portal de l’Àngel, fue impulsada, entre otros, por los artistas Ramón Casas y Santiago Rusiñol, quienes convirtieron el local en un espacio de tertulia y en un punto de encuentro obligado para artistas de diferentes generaciones.

La dirección de la taberna estaba a cargo de Pere Romeu, un personaje muy singular que se convirtió muy pronto en el alma del local. Él se encargaba de que Els 4 Gats no fuera sólo una simple cervecería, sino un auténtico espacio cultural donde se hacían todo tipo de actividades: veladas literarias y musicales, exposiciones artísticas, espectáculos de marionetas y sombras chinescas, etc.

Y, precisamente, esta obra que permanecerá en exposición en el Museo Nacional de Arte de Cataluña (MNAC) hasta noviembre próximo, es un cartel publicitario que el pintor Ramón Casas diseñó para dar a conocer el local que él había creado e impulsado. El principal protagonista de la escena es justamente Pere Romeu, que dedica una mirada desafiante al espectador desde la barra del local. Tras él, una multitud de clientes levantan las jarras para reclamar que les sirvan más cerveza. Al fondo, vemos uno de los arcos apuntados tan característicos de Els 4 Gats, que se abrió justamente en una casa modernista construida por Josep Puig i Cadafalch.

Este cartel es una de las obras que forman parte de la exposición temporal que el museo ha dedicado a una de las actividades que se llevaron a cabo en Els 4 Gats: los espectáculos de sombras chinescas. Ramón Casas y las sombras chinescas de Els 4 Gats. Bohemia e imaginario popular nace de la cesión en depósito al museo de un singular grupo de 11 sombras chinescas dibujadas por Casas, que se exponen junto a otras piezas vinculadas al artista y al célebre local modernista. Esta exposición se enmarca en en los actos de conmemoración del 150 aniversario del nacimiento de Ramón Casas.-

Barcelona (INCAT).-