Rige la nueva tarifa del boleto en Mar del Plata: $51,80

El municipio señaló que la actualización obedece, por un lado, al aumento de la inflación, y por otro a la falta de aportes nacionales y provinciales. A fines de setiembre pasará a costar $59,90.

Desde este lunes 21 de junio, entró en vigencia el aumento de la tarifa del boleto plano del servicio de transporte público de pasajeros de Mar del Plata, Batan y Sierra de los Padres.

A comienzos de junio, el intendente Guillermo Montenegro dispuso, a partir de las delegaciones conferidas por el Concejo Deliberante, una actualización del boleto y que pase a costar $51,80. Mientras que a partir del 30 de septiembre se producirá un nuevo aumento a $59,90.

El decreto expresa que la actualización obedece, por un lado, al aumento de la inflación, y por otro a la falta de aportes nacionales y provinciales.

Detalles del decreto

En el decreto publicado se especifica que:

El estudio de costos de la Cámara Marplatense de Empresas de Transporte Automotor de Pasajeros (CAMETAP) indicaba que la actualización de la tarifa debía ser $96,06. Lo solicitado representa el 173% en relación al costo actual.

En tanto, el estudio de costos realizado por Movilidad Urbana, concluye que el costo de la tarifa técnica asciende a 93,69 pesos. A pesar de ello se dispuso que la actualización ascienda a 51,80.

Cabe señalar que los estudios se realizan a partir de la cantidad de pasajeros que utilizan el servicio porque los costos se dividen por ese número de usuarios promedio. Al respecto, en el decreto se detalla que, en el último año, debido a la pandemia, se redujo en un 95% como pico máximo en marzo de 2020 la circulación de pasajeros, y en un 50% en el momento de mayor circulación, en febrero de este año, siendo el promedio de la caída del 70%.

También se menciona que los subsidios nacionales y provinciales son escasos principalmente en comparación con lo que se otorga al conurbano bonaerense, y es en ese marco que el Municipio realiza gestiones para obtenerlos, e incluyó ayer un encuentro virtual que el intendente mantuvo con sus pares de Córdoba y Rosario quienes como otras ciudades están siendo perjudicados de la misma manera.

En este punto vale destacar que mientras el AMBA cuenta con 18 mil unidades en servicio y 47.000 trabajadores, percibe $16 mil millones en subsidios nacionales mensuales, el interior del país, con 13 mil unidades y 33.000 trabajadores, percibe únicamente $1500 millones por mes.

En otro decreto se dispone la continuidad de la actual concesión que vence el próximo 19 de junio “con el objetivo primordial de garantizar el servicio a los vecinos”.

En ese sentido, en el decreto se especifica que en diciembre del año pasado se presentó un pliego en el HCD del Sistema Integrado de Transporte Urbano que incluyó dos instancias participativas con debates durante 4 meses y modificaciones, pero, sin embargo, no prosperó en las comisiones.

La primera instancia participativa se desarrolló durante la elaboración del proyecto y la segunda una vez ingresado el proyecto del Pliego en el Concejo Deliberante donde fueron parte, entre otros, las Universidades Públicas y Privadas de la ciudad, las Sociedades de Fomento, los Clubes, las ONG´s, los Colegios Profesionales, el Plan Estratégico, Mar del Plata entre todos, El Plamac (Plan Municipal de Accesibilidad), las Delegaciones Municipales, la CGT, los Defensores del Pueblo, y vecinos, se obtuvieron aportes muy valiosos que fueron incorporados a la redacción final del mismo.

En tanto, el debate legislativo se extendió durante cuatro meses, desarrollándose 10 encuentros en las cuales participaron los representantes del Ejecutivo, instituciones y vecinos, destacándose entre las mencionadas la realización de una Audiencia Pública donde se pudieron expresar cerca de 200 vecinos.

Frente a las propuestas, aportes y proyectos que presentaron los vecinos e instituciones en las diferentes instancias de participación, se incorporaron cincuenta modificaciones al proyecto que había ingresado el 18 de diciembre de 2020 al Concejo.

El decreto menciona que “ante la inminencia del vencimiento del plazo expuesto se declaró estado de emergencia del Servicio de Público de Transporte Urbano Colectivo de Pasajeros dentro del Partido de General Pueyrredon y se encomendó al Departamento Ejecutivo que sea garantizada la continuidad del funcionamiento del mismo”.

Por tal motivo, se estimó que la aprobación del Pliego de Bases y condiciones Particulares en cuestión, la Licitación y su adjudicación insumirá un período aproximado de dieciocho (18) meses, resultando imperioso asegurar la prestación del servicio durante ese lapso de tiempo.

Los intendentes de Mar del Plata, Córdoba y Rosario insisten con el pedido de subsidios para el transporte

Se trató de un nuevo encuentro en el marco de las diferentes acciones que vienen llevando a cabo hace tiempo los jefes comunales, con la intención de obtener más subsidios para el transporte público, que se traduzca en un menor valor del boleto para los vecinos.

Los intendentes Guillermo Montenegro (General Pueyrredon), Pablo Javkin (Rosario) y Martín Llaryora (Córdoba) mantuvieron un encuentro virtual donde coincidieron en la necesidad de insistir con el pedido de subsidios para el transporte público “porque la diferencia con el AMBA es enorme”.

Se trató de un nuevo encuentro en el marco de las diferentes acciones que vienen llevando a cabo hace tiempo los jefes comunales, con la intención de obtener más subsidios para el transporte público, que se traduzca en un menor valor del boleto para los vecinos.

Todos los intendentes vienen realizando gestiones con el Ministerio de Transporte de la Nación para obtener mayores aportes nacionales que equipare la situación con el AMBA.

Al respecto, señalaron que “notamos una discriminación para nuestras ciudades y todas los distritos del interior”.

Los jefes comunales compartieron los detalles sobre la realidad del servicio de transporte público que en las tres ciudades requiere modificaciones estructurales y coincidieron en que “la inequidad en los subsidios, además no nos permite realizar los cambios necesarios para mejorar este servicio esencial para los vecinos”.

Carrancio: “Es injusto que quienes tengan que seguir afrontando de manera exclusiva el aumento de boleto sean nuestros vecinos”

Este jueves el Honorable Concejo Deliberante del Partido de General Pueyrredón cedió facultades al intendente Guillermo Montenegro para que declare la emergencia en el Transporte Público de Pasajeros y aumente la tarifa del boleto.

Este jueves el Honorable Concejo Deliberante del Partido de General Pueyrredón cedió facultades al intendente Guillermo Montenegro para que declare la emergencia en el Transporte Público de Pasajeros y aumente la tarifa del boleto.

El concejal Alejando Carrancio (Crear), tras plantear modificaciones al proyecto en tratamiento que no fueron aceptadas, votó negativamente la referida delegación al ejecutivo.

El edil que integra el espacio Juntos por el Cambio propuso poner límites a los aumentos y que la emergencia se declare solamente por un año.

Carrancio enmarcó su intervención en la discusión de la fallida presentación del Pliego de Transporte que hiciera oportunamente el Ejecutivo municipal. “El servicio de transporte público que tenemos en nuestra ciudad hace ya mucho tiempo que no es el que todos deseamos. Estuvimos ante una oportunidad de poder hacer un cambio que sea positivo para nuestros vecinos y lamentablemente por la cerrazón y falta de escucha de un gobierno no pudimos”.

“Se había presentado un proyecto de pliego licitatorio con cuestiones que eran interesantes, pero también con otras que podían mejorarse y resultar en un instrumento que fuera de avanzada y a la vez cuide a sus usuarios. Con normas claras y transparentes que tuviera como norte una actualización del sistema, un mejor control de la prestación y sin castigar los bolsillos de los usuarios”. “No se pudo, por la actitud mezquina y cerrada de quienes lo presentaron perdimos esa oportunidad”, enfatizó el concejal.

Respecto a la declaración de emergencia que era el primer punto a discutir en la sesión de hoy, manifestó que “los alcances de esta herramienta no están expresamente delimitados en la norma que se sometió a votación, pero entendemos que es necesaria para garantizar que nuestra ciudad cuente con un servicio que utilizan muchísimos vecinos de nuestra ciudad. En razón de eso, es que solicité que la extensión sea solamente por el plazo de un año sin prórroga automática”.

Sobre la delegación de facultades al intendente municipal para que aumente la tarifa hasta el 31 de diciembre del corriente año el concejal refirió que “entendemos que los costos del servicio han crecido, como sucede con repuestos, combustibles, etc., pero también sabemos que el costo de vida de los usuarios, en su mayoría trabajadores, también ha subido. Por ello nos parece injusto que quienes tengan que seguir afrontando de manera exclusiva estos incrementos sean nuestros vecinos». «Por esta razón solicité que se ponga tope al incremento, y que ese límite esté dado por el incremento que tuvo el salario mínimo vital y móvil desde que fuera dado el último aumento de la tarifa y los posteriores ajustes que fuera teniendo mientras se encuentre vigente la delegación de facultades”, enfatizó.

“De esta forma, y teniendo en cuenta el contexto socioeconómico en el cual se encuentra nuestra ciudad, nuestra provincia y nuestro país, no le estaríamos aplicamos todo el peso del aumento a los bolsillos de los usuarios, a quienes debemos cuidar de manera particular. Lamentablemente, otra vez no se nos escucha, no se cuida el bolsillo y la realidad del usuario, por eso votamos en contra, y ahora será el ejecutivo el responsable y encargado de realizar los ajustes sin tope», concluyó.

El Frente de Todos volvió a pedir el congelamiento de la tarifa del boleto

Desde el bloque de concejales ratificaron su pedido para adherir a la resolución del Ministerio de Transporte de la Nación para congelar las tarifas del transporte por 120 días en Mar del Plata y Batán.

Se trata de una respuesta ante el nuevo incremento del boleto de colectivo que pasará a costar $25 a partir de este lunes 3 de Febrero, por un decreto firmado por el ex intendente Carlos Arroyo el 29 de noviembre de 2019.
Fue a principios de este año que, a través de un proyecto del edil Vito Amalfitano, el bloque del Frente de Todos propuso la adhesión al congelamiento de tarifas de transporte por 120 días, en línea con la resolución que el Gobierno Nacional tomó en este sentido.
“Resulta imperioso entender el actual contexto económico y una de las tareas fundamentales de este cuerpo deliberativo es acompañar las demandas sociales”,  expresó Amalfitano.
“Si bien el proyecto fue presentado previo al aumento del 3 de enero, no obtuvimos ninguna respuesta desde el Ejecutivo, que decidió seguir adelante con aquel aumento. Hoy reiteramos el pedido ante un nuevo incremento del boleto, y bregamos porque se comprenda el perjuicio que esto implica para las vecinas y los vecinos de General Pueyrredon”, aseguró el edil.

A partir del lunes, aumenta el boleto a 25 pesos

A pesar de algun intento de la oposición, el Ejecutivo municipal avaló la medida del gobierno anterior y desde este lunes 3 de febrero entrará en vigencia el segundo aumento del año.

El servicio de transporte público de pasajeros de General Pueyrredon tendrá a partir de este lunes 3 de febrero el nuevo cuadro tarifario del boleto plano que fuera otorgado a fines de noviembre por el entonces intendente municipal Carlos Arroyo.

El boleto pasará a costar 25 pesos, siendo el segundo de los dos aumentos otorgados, ya que desde el pasado 3 de enero pasó a valer 25 pesos.

 

Cabe recordar que, a pocos días de concluir su mandato, Arroyo volvió a hacer uso de la facultad que le concedió en su momento el Concejo Deliberante y que vencía el pasado 1 de diciembre.

En tal sentido se informó que el Ejecutivo Municipal, luego del informe elaborado por el departamento transporte urbano, dispuso un aumento escalonado en la tarifa del boleto del transporte urbano colectivo de pasajeros, a raíz de la delegación otorgada por el Concejo Deliberante, para aplicarse desde el próximo 3 de enero de 2020 en la suma de $ 23 y desde el 3 de febrero de 2020, en la suma de $25.

Los empresarios del transporte habían elevado en más de una oportunidad en los últimos tiempos un pedido de actualización de la tarifa e incluso remarcaron que sus estudios de costos ubicaba al boleto por encima de los 30 pesos.

 

En tanto, desde un sector de la oposición habían solicitado al gobierno del intendente Guillermo Montenegro que dejara sin efecto este segundo aumento, en sintonía con las medidas del gobierno nacional con respecto a las tarifas de servicios públicos.