Detienen a un rugbier que golpeó a un amigo en una fiesta y le provocó fracturas en el rostro

Un rugbier de 19 años fue detenido en la ciudad de Mar del Plata acusado de golpear a un compañero de club en una fiesta y provocarle fracturas en una órbita ocular y en el tabique.

Un rugbier de 19 años fue detenido en la ciudad de Mar del Plata acusado de golpear a un compañero de club en una fiesta y provocarle fracturas en una órbita ocular y en el tabique, informaron fuentes policiales.

El joven, integrante del equipo del Sporting Club, había sido denunciado tras la agresión, ocurrida el último 7 de febrero en una reunión con amigos.

De acuerdo a la investigación, a cargo del fiscal Leandro Arévalo, titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 7, el acusado atacó a su compañero en una reunión privada en una casa del barrio Pinos de Anchorena, al verlo conversar con su exnovia.

La víctima aseguró en su denuncia que conoce desde los 7 años al agresor, con quien comparte división en el club.

«En un momento dado y sin mediar palabra alguna, el imputado le propina al denunciante un golpe de puño en la cabeza desde atrás, para luego tomarlo del cuello y continuar con la golpiza, provocándole fractura en la órbita ocular y el tabique», detallaron fuentes policiales.

Según indicaron testigos del ataque, al agresor «lo enfureció ver a su amigo hablando con su exnovia, una joven de la misma edad quien venía sufriendo acoso por parte de éste desde hacía tiempo, hecho por el cual había solicitado una medida de restricción de acercamiento».

Tras tomar testimonio a más de 20 personas presentes en la fiesta en la que se produjo la golpiza, el fiscal solicitó la detención del rugbier denunciado y el allanamiento de su vivienda.

El procedimiento se realizó en la tarde del sábado, y además de detener al agresor, personal de la Dirección Departamental de Investigaciones secuestró una manopla de hierro conocida como «puño americano».

El joven fue trasladado a la Alcaidía Penitenciaria de Batán, imputado por el delito de «lesiones graves», y en las próximas horas deberá declarar ante el fiscal. (Télam)

Otra agresión de patovicas en la noche marplatense

En este caso la víctima era un turista y debió ser hospitalizado. Es el segundo caso que se registra en menos de diez días.

Un empleado de seguridad de un boliche de la zona de Playa Grande, en Mar del Plata, agredió brutalmente a un turista que debió ser hospitalizado.

El hecho se registró anoche, en la puerta del boliche llamado Bruto y se trata del segundo caso en menos de diez días.

El joven golpeado es de San Juan y fue internado en el Hospital Interzonal General de Agudos, producto de las lesiones que sufrió durante el ataque y está en observación.

En el video compartido en redes sociales por un testigo se ve como después de golpear fuertemente a un joven luego le da varias piñas a otro.

En el caso del turista sanjuanino quedó tirado en el piso y fue asistido por médicos del SAME, antes de ser trasladado al nosocomio.

https://twitter.com/pedrosanchezba/status/1214891628579741701?s=20

 

Denuncian que el «patovica» de la brutal agresión no tenía habilitación profesional

SUTCAPRA reclama «un mayor compromiso del Estado» en la lucha contra la violencia en las noches.

El Sindicato Único de Trabajadores de Control de Admisión y Permanencia (SUTCAPRA) reclamó «un mayor compromiso del Estado y actores involucrados» en la lucha contra la violencia en las noches, ante la reciente agresión a un joven en Mar del Plata por parte de un empleo de seguridad.

La organización que conduce Leandro Nazarre repudió los hechos de violencia que involucraron a un trabajador de la actividad y llamó a la reflexión a los encargados de controlar la contratación de personal de seguridad en bares y boliches.

SUTCAPRA se refirió al ataque que sufrió un joven en la localidad marplatense durante una pelea en uno de los estacionamientos del complejo de Playa Grande y que ganó relevancia nacional en las últimas horas.

Sobre el caso puntual, el gremio se puso en contacto y a disposición del joven agredido, y anticipó que elevará las presentaciones correspondientes para que la empresa de seguridad y el establecimiento tomen las acciones necesarias para garantizar el cumplimiento de las legislaciones que regulan la actividad.

El trabajador involucrado no contaba con la habilitación profesional correspondiente por no haber realizado el Curso de Controlador de Admisión y Permanencia que exige la Ley Nacional 26.370.

«Bajo ningún punto de vista vamos a avalar acciones violentas que atentan, no sólo contra la víctima, sino también contra lucha que venimos dando junto a la conducción nacional del sindicato para profesionalizar la actividad y erradicar la violencia en las noches», destacaron desde la Delegación Mar del Plata del SUTCAPRA.

Al mismo tiempo, se solicitó a los organismos de control y actores involucrados -ministerio de Trabajo, ministerio de Seguridad, RECAP, empresarios y propietarios de boliches- «el mismo nivel de compromiso que tiene nuestra organización para garantizar y hacer cumplir las normas de seguridad contratando empresa CAP habilitadas y personal con carnet habilitante».

Mar del Plata es una de las sedes del Centro de Formación Profesional 420, entidad conveniada con SUTCAPRA a cargo del curso gratuito de Controlador de Admisión y Permanencia, uno de los requisitos obligatorios para desempeñarse en la actividad.

A lo largo de su historia, el CFP 420 y el sindicato capacitaron a más de 2.000 trabajadores, cumplimentando uno de los pasos requeridos para inscribirse luego en el Registro de Empresas y Trabajadores de Control de Admisión y Permanencia – RENCAP.

«Nuestra lucha contra la violencia es constante y no vamos a bajar los brazos. Pero erradicar la violencia de la noche, requiere el compromiso de todos», concluyeron desde el sindicato que lidera Nazarre.

Brutal agresión de un patovica: «me pudo haber matado»

Sucedió a la salida de un boliche en Playa Grande durante los festejos de Año Nuevo. La víctima se encuentra bien.

La fiscalía de turno de Mar del Plata abrió una investigación de oficio tras la difusión en las últimas horas en redes sociales de un video en el que se observa a un patovica de un local nocturno situado en la zona de Playa Grande levantar por el aire a un joven y arrojarlo sobre el asfalto, informaron hoy fuentes judiciales.

El ataque comenzó a divulgarse en la noche de ayer a través de un video grabado con un teléfono celular y luego subido a las redes sociales por uno de los jóvenes que acuden durante el fin de semana o en días festivos a esa zona de bares y discotecas de Mar del Plata conocida como La Normandina.

En el video puede escucharse a los presentes incriminar a un grupo de empleados de seguridad de alguno de los locales bailables situados en el complejo ubicado en Playa Grande.

 

En las últimas horas, habló el joven agredido brutalmente. Se llama Joaquín Arras que en declaraciones a Teleocho Informa sostuvo que “gracias a Dios caí bien y no me pasó nada, podría haber sido otra persona y me pudo haber matado. Es una lastima que una persona así esté para cuidarnos”, comentó.

Asimismo, indicó que “sinceramente es muy poco lo que me acuerdo. Caigo al piso y sinceramente no me acuerdo más nada. Es algo inentendible. Esa persona es un animal”.

“Eran los únicos responsables que son la seguridad del mismo boliche. Se han comunicado conmigo personas de la empresa para ver cómo estaba”, agregó Joaquín.

“Si ves el video claramente se ve que me podría haber matado. Mínimamente pido que me diga mira me equivoqué”, comentó

La fiscal Andrea Gómez y el personal policial de la comisaría novena -con jurisdicción en el lugar- buscaban identificar primero al joven herido para conocer su estado de salud y tomarle declaración con el objetivo de llegar al agresor, indicó una fuente judicial.

Asimismo se trata de identificar al hombre que por lo que se ve en el video trabaja en un local nocturno de esa área de la ciudad balnearia.

Los hechos ocurrieron en la madrugada del 1 de enero durante los festejos por el Año Nuevo. (Télam)

Repudian ataque a trabajadora que fotografió mientras fumigaban cerca de una escuela

De acuerdo a lo revelado por ATE, el episodio sucedió el 5 de octubre tras la denuncia de una trabajadora de la escuela del paraje San Francisco situado en la zona frutihorticola, entre las rutas 88 y 226, entre las localidades de Batán y Sierra de los Padres.

La Asociación Trabajadores del Estado (ATE) seccional Mar del Plata repudió hoy las amenazas recibidas por una auxiliar de la escuela primaria 46 del partido de General Pueyrredón «por haber fotografiado el accionar criminal en un campo de la zona que estaba siendo fumigando sin respetar el límite de 1000 metros de zonas habitadas».

De acuerdo a lo revelado por el gremio, el episodio sucedió el 5 de octubre tras la denuncia de una trabajadora de la escuela del paraje San Francisco situado en la zona frutihorticola, entre las rutas 88 y 226, entre las localidades de Batán y Sierra de los Padres.

La auxiliar, de quien las fuentes protegen su identidad por temas de seguridad, aseguró que fue amenazada por haber sacado fotos a un mosquito que fumigaba a metros del colegio pese a que se encuentra prohibido.

ATE describió, en su repudio, a la fumigación como un «accionar criminal» y responsabilizó «al intendente de General Pueyrredón, Carlos Fernando Arroyo, por no hacer cumplir la cautelar, lo que evitaría las graves consecuencias que este tipo de químicos tienen para la salud y las amenazas recibidas por la compañera auxiliar, por cumplir con su deber de ciudadana, denunciando gráficamente este accionar».

Según las fuentes sindicales, la auxiliar llegó a cumplir sus tareas y al ver que un avión estaba fumigando comenzó a sacar fotos pero por la tarde cuando salía de otra escuela, la secundaria 50, donde también cumple funciones fue amenazada por dos personas encapuchadas que le rompieron los vidrios del vehículo en el que se trasladaba.

Tras estos episodios, ATE Mar del Plata repudió lo sucedido y pidió la intervención del gobierno municipal.

A su vez, la Asamblea Paren de Fumigarnos MDP también denunció el caso públicamente y repudió «toda persecución a quienes defienden el derecho a la salud y a un ambiente sano».

«Esta situación se vive en el partido de General Pueyrredón, donde está en plena vigencia una medida cautelar de la Suprema Corte que establece mil metros libres de fumigaciones; donde el registro fotográfico y audiovisual es la única herramienta que tenemos los vecinos para denunciar ante un Ejecutivo que se niega a desplegar las acciones necesarias para cumplirla», añadió la Asamblea en un comunicado. (Télam)