La suba del boleto deberá esperar

La comisión de Transporte del Concejo Deliberante decidió no avanzar con el pedido de los empresarios hasta tanto no surja una respuesta de Provincia y Nación al pedido hecho por el Intendente en torno a los subsidios para el sector.

La comisión de Transporte del Concejo Deliberante se reunió, este lunes, en el recinto de sesiones y en el orden del día el tema saliente fue el pedido de los transportistas para que se les otorgue un aumento en la tarifa del boleto plano de colectivos.

Los empresarios nucleados en la CAMTAP solicitaron que el boleto pase de los actuales $25 a $42.12, lo que significaría un incremento del 68 por ciento.

No obstante, los ediles de los bloques que integran la mencionada comisión resolvieron no avanzar con el pedido de los empresarios hasta tanto no surja una respuesta de Provincia y Nación al pedido hecho por el Intendente en torno a los subsidios para el sector.

En forma conjunta, el intendente Guillermo Montenegro y su par de Bahía Blanca, Héctor Gay, formalizaron un pedido al Jefe de Gabinete de Ministros, Santiago Andrés Cafiero, y al Ministro de Transporte, Mario Andrés Meoni, y en la cual se solicitan acciones urgentes ante la acuciante situación económica y financiera actual del Transporte Público Colectivo Urbano de pasajeros (TPC) y el previsible impacto de las nuevas pautas de gestión del sistema sobre la capacidad de los vehículos y, consecuentemente, sobre la tarifa resultante.

Este pedido de medidas urgentes en el esquema de subsidios se realiza para posibilitar el aumento de la sustentabilidad del sistema movilidad urbano en general, el de transporte público colectivo en particular y, especialmente, las fuentes de trabajo que representa para nuestros partidos.

Asimismo, se fundamenta el pedido en que el TPC representa habitualmente en ambas ciudades una cuota de aproximadamente el 40% en el reparto modal de los viajes diarios.

Además, se informa el impacto que ha sufrido el TPC en el marco del Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO): caída en la demanda de viajes (hasta el 5% 7% de la habitual antes de la pandemia), gran sobreoferta respecto a la habitual y un desfasaje letal entre los ingresos y los costos, y también se presentó un resumen de los subsidios que recibe esta actividad, los cuales no acompañaron a los incrementos de costos del sistema generando un un paulatino traslado de estos a las tarifas que paga usuario.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *