JOSÉ RIGANE: “LA JORNADA DEL 29 DE ABRIL SERÁ UN HECHO HISTÓRICO”

El Sindicato de Luz y Fuerza de Mar del Plata resolvió por unanimidad en Asamblea adherir a la Jornada Nacional de lucha de este viernes 29 de abril a la que convocó la Central de Trabajadores de la Argentina – Autónoma en conjunto con las otras centrales sindicales. De esta manera, los trabajadores y trabajadoras realizarán un Paro Técnico, Manual y Administrativo con el mantenimiento de las guardias para la atención de emergencias y servicios esenciales.

Trabajadores y trabajadoras de Luz y Fuerza Mar del Plata concentrarán a partir de las 9.30hs en la puerta del gremio (25 de Mayo y Olazábal) para luego marchar por Avenida Luro hasta Plaza Rocha y encontrarse con el resto de las organizaciones que se reunirán ahí. Luego está previsto marchar en una gran columna hasta las puertas de la Municipalidad de General Pueyrredón, en Av. Luro e Yrigoyen.

El Secretario General del Sindicato, José Rigane, dijo que esta Jornada de Lucha “será un hecho histórico de los últimos 25 años, porque nos va a poner ante la posibilidad cierta de que esta unidad de acción se mantenga detrás de objetivos y reivindicaciones comunes al conjunto del movimiento obrero. Es un hecho histórico porque en toda esta época no ha sido posible lograr esa unidad de acción de todos los sectores y en esta oportunidad, producto del momento que, nos permiten estar todos juntos manifestando, movilizando alrededor del 1° de Mayo y alrededor de estas reivindicaciones y objetivos que están planteados desde el movimiento obrero y los sectores populares como imprescindibles y necesarios en esta situación actual”.

En declaraciones a Radio Brisas de Mar del Plata, Rigane expresó que “el problema más serio que tenemos es la política de ajuste. Es una política que está basada en la devaluación con precios que se han disparado enormemente en un proceso inflacionario que no se detiene y esto oprime y achica el poder adquisitivo de los trabajadores. Y los sectores más vulnerables, que dependen de un salario no sólo tienen que soportar esta pérdida de poder de compra y esa capacidad para intervenir en el mercado interno, sino que además, hay despidos, suspensiones en la actividad privada y en el Estado, con lo cual se configura una situación sumamente grave, como por ejemplo un haber jubilatorio muy bajo, de 4.800 pesos, que prácticamente el 70 por ciento de los jubilados está cobrando. Por eso es que se reclamamos un aumento de emergencia para jubilados de 5 mil pesos, el 82 por ciento móvil que se prometió en la campaña electoral y que también se cumpla con la promesa de terminar con el impuesto a las ganancias sobre los salarios. Toda esta situación entendemos que tiene que estar acompañada por medidas que tengan contemplada la situación de los más vulnerables y no ha sucedido hasta ahora. Necesitamos que esto se revierta”.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *