Gabriel Mestre asumió como nuevo obispo de Mar del Plata

Con 48 años, se transforma en el séptimo obispo diocesano, y primer marplatense elegido como obispo y pastor, para apacentar su misma diócesis.

Gabriel Mestre asumió como nuevo obispo de Mar del Plata

Ante una Catedral colmada, se llevó a cabo este sábado la ordenación episcopal y toma de posesión del nuevo obispo de Mar del Plata, monseñor Gabriel Mestre.

Como era de prever, una participación multitudinaria de fieles llegados de todos los rincones de la diócesis de Mar del Plata y cientos de sacerdotes e invitados venidos de todo el país, asistieron a este acontecimiento histórico de la Iglesia de Mar del Plata.

Monseñor Antonio Marino, obispo emérito, consagraró al nuevo obispo, lo hizo con los co-consagrantes: monseñor José María Arancedo, arzobispo de Santa Fe de la Vera Cruz y Juan Alberto Puiggari, arzobispo de Paraná; es decir que los últimos tres obispos de la diócesis impusieron sus manos al nuevo obispo de Mar del Plata.

Monseñor Gabriel Mestre nació en Mar del Plata el 15 de septiembre de 1968. Es oriundo del barrio San Juan, hijo de Candido y Ana, comerciantes de clase media. Su núcleo familiar se completa con su hermana Mariana, casada con Sebastián, quienes tiene dos hijos: Ariel y Elías.

Monseñor Mestre fue bautizado en la parroquia San José de Mar del Plata y recibió la primera Comunión en la parroquia San Pablo. Fue confirmado en la Iglesia Catedral en octubre de 1984. Realizó sus estudios primarios en la Escuela Nº 61, y la secundaria en la ENET Nº 1 obteniendo el título de técnico químico. Luego cursó un año la carrera de Trabajo Social en la Universidad Nacional de Mar del Plata.

Con 20 años, en marzo de 1989, ingresó al Seminario Mayor San José de La Plata egresando con los títulos de profesor de filosofía y ciencias de la educación, y de teología y ciencias de la religión.

Recibió el orden del diaconado el 2 de agosto de 1996 y el presbiterado el 16 de mayo de 1997; ambas celebraciones se desarrollaron en la Iglesia Catedral presididas por monseñor José María Arancedo. Años después cursó y se licenció en teología con especialización en Sagrada Escritura,  por la Pontificia Universidad Católica de Buenos Aires.

Mestre ha trabajado intensamente en la diócesis, no sólo como párroco sino también asesorando o presidiendo diversas pastorales e instituciones educativas. También a nivel nacional en el departamento de animación bíblica de la Conferencia Episcopal Argentina; y en América Latina, es miembro del equipo de apoyo del CEBITEPAL (Centro bíblico teológico pastoral para América Latina y el Caribe). Es autor de numerosos escritos vinculados especialmente a la  temática en la que se especializa: Sagrada Escritura.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *