Fernández: «le pido a los marplatenses que no se enojen con Montenegro»

El Presidente encabezó, por medio de una videoconferencia desde la residencia de Olivos, un acto en el Hospital General de Agudos Doctor René Favaloro, en La Matanza y, en paralelo, de la puesta en marcha de cuatro nuevos centros asistenciales en Mar del Plata, Chaco, Córdoba y Santa Fe, para la atención por la pandemia por coronavirus.

El presidente Alberto Fernández pidió que «no se enojen» con quienes son «reticentes a esta lógica de la apertura», en referencia a gobernadores e intendentes que deben tomar medidas restrictivas frente a la pandemia de coronavirus, porque, en realidad, lo que se está evitando es «que se contagien, se enfermen y padezcan», ante el crecimiento de casos y de fallecimientos.

   Así lo expresó al encabezar, por medio de una videoconferencia desde la residencia de Olivos, un acto en el Hospital General de Agudos Doctor René Favaloro, en La Matanza y, en paralelo, de la puesta en marcha de cuatro nuevos centros asistenciales en Mar del Plata, Chaco, Córdoba y Santa Fe, para la atención por la pandemia por coronavirus.

«Creo en la Argentina federal, por eso les pido que nos cuidemos mucho porque el foco de irradiación somos nosotros. Los porteños y bonaerenses somos responsables de lo que está ocurriendo en el país», afirmó el jefe de Estado, en referencia a cada vez que los habitantes del AMBA viajan a las provincias y generan focos de contagio en ellas.

Dijo también que «si hay algo bueno es que no tenemos diferencias en esto, que existen, y ya habrá tiempo» de dirimirlas en elecciones, al comentar la uniformidad de opiniones con gobernadores e intendentes para enfrentar la pandemia.

Fernández encabezó por viceoconferencia el acto de apertura del hospital Favaloro, en La Matanza y, en paralelo, la puesta en marcha de cuatro nuevos centros asistenciales en Mar del Plata, Chaco, Córdoba y Santa Fe, para la atención por la pandemia por coronavirus, y criticó la gestión anterior en materia de salud.

El hospital había sido construido durante la gestión de Cristina Fernández de Kirchner, pero luego, en el gobierno de Cambiemos, nadie lo puso en marcha y quedó abandonado, como otros en la provincia de Buenos Aires.

En cuanto a los pedidos de apertura de actividades, Fernández dijo que quería hacerlo «con mucha seriedad porque estamos muy lejos de haber pasado el problema de la pandemia».

La situación epidemiológica «nos exige ser muy prudentes porque el virus está circulando y nosotros vamos a buscarlo y por eso uno es tan reticente a la apertura, porque uno ve lamentablemente cuántos quedan en el camino, por eso somos muy prudentes», insistió.

«Yo les pido a los marplatenses que no se enojen con Guillermo Montenegro porque estamos mirando toda la película y no estamos mirando fotografías aisladas», reclamó el jefe de Estado, acerca del panorama actual por la epidemia mundial. (Télam)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *