«Estamos en un buen momento, apagándose la segunda ola», aseguró el médico Luis Cámera

La variante Delta del coronavirus podría expresarse dentro de tres o hasta seis semanas, aunque lo esperable es que aumenten los casos y no las muertes e internaciones, del mismo modo que sucedió en Europa.

El médico Luis Cámara, integrante del comité que asesora al presidente Alberto Fernández en materia de la pandemia, dijo que está «apagándose la segunda ola» y que la variante Delta del coronavirus podría expresarse dentro de tres o hasta seis semanas, aunque lo esperable es que aumenten los casos y no las muertes e internaciones, del mismo modo que sucedió en Europa.

«Estamos en un buen momento, apagándose la segunda ola», dijo Cámera en diálogo con El Destape Radio, y agregó: «Tendríamos que haber estado mejor porque algunas restricciones se levantaron precozmente y eso hizo que dure más tiempo esta ola».

También aseguró que «no vamos a tener las olas tipo europeas: muy altas que luego bajaban a prácticamente no tener casos».

Sobre la razón de esta diferencia, apuntó: «Me parece que la variante Manaos y la Andina han sido muy mortíferas en toda Sudamérica; a nosotros nos ha hecho un daño gigante. Son variantes muy contagiosas y de alguna manera han ejercido una especie de competencia de depredadores».

En cuanto a la variante Delta, Cámera sostuvo que esa versión del virus se estaría expresando entre las próximas 3 a 6 semanas.

«¿Hasta dónde llega el pico de esta nueva ola? Todo depende del número de vacunas que estemos colocando en ese tiempo. El verdadero freno es la vacuna», apuntó.

En este sentido, consideró que «lo esperable» es que aumenten los casos, pero no así las muertes y hospitalizaciones, tal como ocurrió en Europa gracias a la vacunación.

«Si se expresa en un mes y medio, yo creo que vamos a tener una buena cantidad de gente vacunada con la segunda dosis», dijo.

En este línea, aseguró que con este virus «las medidas restrictivas ya claudican» por lo que «hay que tener mucha cantidad de vacunas para poder frenarlo».

Por ello, apuntó a la necesidad de vacunar a niños y niñas y concluyó: «Es imposible terminar la pandemia sin una distribución equitativa de las vacunas entre los países». (Telam)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *