El martirio de conseguir vacante en una escuela

En Mar del Plata, todos los años cuando se acerca el final de un ciclo lectivo, vuelven a registrarse escenas frente a las escuelas que en pleno siglo 21 no se pueden concebir.

Decenas de padres que deben permanecer durante horas, e incluso días, frente a una escuela para tratar de conseguir una vacante para sus hijos.

Es el caso de la Escuela de Artes Visuales “Martín Malharro”, de Luro y La Pampa, donde este lunes se entregaban 150 turnos para cubrir cupos para el ciclo lectivo 2015.

Por esta razón, cientos de padres iniciaron una vigilia desde el domingo a la noche, sin importar las adversas condiciones climáticas y la inseguridad imperante.

Improvisando una especie de acampe que incluye sombrillas y reposeras, los padres pretenden conseguir una vacante para sus hijos.

La misma situación se reitera en muchas escuelas provinciales y municipales de Mar del Plata, donde los padres hacen fila, a la espera de la inscripción.

Cabe destacar que en algunos establecimientos se adoptaron otras metodologías para tratar de evitar estas escenas como la prioridad para hermanos de alumnos que ya asisten al establecimiento o la cuestión de cercanía.

Pero en otros se entregan números para realizar la inscripción para el año próximo y es allí donde se registran estos acampes de padres.

Las autoridades educativas afirmaron que desde la Dirección de Escuelas disponen las fechas para el inicio de inscripción y aunque han intentado que los padres no adopten esta modalidad, los intentos han sido en vano.


¿Qué problema hay?

Reparación Pc Computadoras, Notebooks, Laptops. Formateo e Instalación de Windows. Configuraciones y Actualizaciones. ¡ Optimizá y acelerá tu compu !


Wi-Fi más fuerte, negocios más fuertes.

Construimos redes Wi-Fi de alto rendimiento.

Gonzalo Patrone

Periodista recibido en Instituto Superior deporTEA en 1999. Redactor de Puntonoticias desde 2004. En radio La Red FM 91.3 está a cargo del área periodística y desde 2000 conduce programa al mediodía...

Deja un comentario

¿Y vos qué opinas?