Arroyo ordenó el cierre del Palacio Municipal por temor a una toma violenta

La medida se adoptó cerca del mediodía y provocó la reacción de los concejales de la oposición. Se impedía el ingreso y egreso del edificio.

Arroyo ordenó el cierre del Palacio Municipal por temor a una toma violenta

La desgastada relación entre el Ejecutivo municipal y el Concejo Deliberante sumó otro controvertido capítulo, luego que el intendente Carlos Arroyo ordenara el cierre de la Municipalidad, impidiendo el ingreso y egreso de cualquier persona.

La decisión del jefe comunal surgió cerca del mediodía, tras conocerse que en la audiencia del Ministerio de Trabajo no se había alcanzado un acuerdo salarial con la cúpula del Sindicato de Trabajadores Municipales, y ante el temor que se registrara una toma del edificio municipal.

No obstante, la medida del Intendente causó la reprobación de aquellos que se hallaban dentro de la comuna o que pretendían ingresar, en especial, de los concejales de la oposición.

Mientras algunos tildaron la orden de “dictatorial” y afirmaban que nunca había sucedido una situación de esta magnitud en los 35 años de recuperación de la democracia, otros elevaron una nota al Intendente exigiendo que dejara sin efecto la medida.

Inclusoel presidente del Concejo Deliberante, Guillermo Saenz Saralegui,realizó gestiones para que se reviera esta postura pero no tuvorespuesta positiva.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *