El presidente del Colegio de Magistrados de Mar del Plata, doctor Juan Manuel Fernández Daguerre, se refirió a la absolución de un hombre armado por establecerse que la policía se había excedido en su accionar, caso que generó un debate en torno a la tarea preventiva y a los procedimientos de detención que debe llevar adelante el personal policial.

 

Tras señalar que el fallo del juez Facundo Gómez Urso estuvo bien fundado en doctrina, aclaró que no hubiera actuado de esa manera ya que no coincide con que haber activado la sirena del patrullero haya significado una orden detención de los jóvenes, sino que la orden era para detener la moto.

 

En declaraciones al programa Vencedores y Vencidos (Radio La Red FM 91.3), el doctor Fernández Daguerre se refirió al fallo de su colega donde anuló una causa donde una persona fue detenida en mayo del año pasado cuando dos efectivos policiales que circulaban en un patrullero interceptaron a dos jóvenes que circulaban en una motocicleta y al requisarlos uno de ellos tenía en su poder una pistola calibre 9 mm.

 

El presidente del Colegio de Magistrados expresó que “la justicia viene bregando para que las condiciones particulares de una persona no sean motivo de ningún tipo de acción judicial“.

 

“Es sabido que muchas veces la policía intercepta a gente porque no le gusta la ropa que viste o por la cara y esto no se correspondería con la igualdad que significa de que cualquier persona puede estar sujeta a una identificación”, indicó.

 

Sin embargo, en este caso puntual consideró que “anular un procedimiento porque no ha habido un motivo inicial de identificación en lo personal no me parece correcto“.

 

“Tuve acceso al fallo del dr Gómez Urso y está muy bien fundado salvo porque en mi opinión no hubo una detención previa por la portación de cara, sino que hubo un sirenazo para interceptar a una moto que vieron, teniendo orden de identificar motos porque hay muchos robos de estos vehículos y querían identificar a la persona, pedir la documentación del rodado y creo que es una facultad propia de la policía”, justificó.

 

Consultado sobre el riesgo que puede traer aparejado este tipo de fallos en el accionar preventivo de la policía, el magistrado remarcó que “con este tipo de fallos no corremos ningún riesgo de quitarle facultades a la policía, porque va a seguir haciendo lo que cree que tiene que hacer“.

 

“Acá no hay una orden para que no intercepten a nadie, acá hay un juez que en este caso concreto anuló la causa, y reitero yo no hubiera dictado ese fallo, pero está excelentemente fundado en doctrina“, añadió.

 

Más adelante, el presidente del Colegio de Magistrados confesó que es un “absoluto respetuoso de los derecho individuales en cuanto a que una persona tiene que ser respetada por cualquier funcionario que no puede avasallarlo ni llevarlo detenido ni revisar sus pertenencias si no tiene un motivo para hacerlo”.

 

No obstante, Daguerre consideró que “llevar este mismo recaudo a la identificación pública llevaría prácticamente a dejar a la policía inerme frente a la prevención“.

 



Siguiente Noticia Encuentro de CEFIL en la sociedad de fomento Las Lilas

Noticia Anterior El Papa llamó a acompañar a homosexuales, divorciados y mujeres que abortaron

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario