El Gobierno Nacional estableció nuevas escalas para el Régimen Simplificado para Pequeños Contribuyentes (Monotributo) que consiste en el incremento de todos los tramos de facturación en un 100%.

 

“Buscamos un equilibrio, al evaluar correctamente la capacidad contributiva de los pequeños y medianos emprendedores, comerciantes, artesanos y profesionales con todas sus variables económicas y productivas sin perder de vista las fiscalización sobre el sector”, destacó el titular de la AFIP, Ricardo Echegaray durante la presentación realizada en la Casa de Gobierno.

 

A partir de ahora –la norma entra en vigencia inmediatamente, con efectos desde el 1° de septiembre- los pequeños comerciantes, artesanos y profesionales podrán facturar hasta $ 4.000 por mes y estar en la categoría más baja del monotributo. Aquellos contribuyentes más grandes, podrán facturar durante septiembre hasta $ 50.000 por venta de bienes, y permanecer dentro del régimen.

 

El administrador federal remarcó que esta medida beneficia a 2.250.338 monotributistas de los cuales 1.510.266 pertenecen sólo al Régimen Simplificado mientras que 740.072 también aportan como empleados en relación de dependencia.

 

La Provincia de Buenos Aires concentra el 34% de los beneficiarios, con 762.878, CABA el 17% 384.283 personas, Córdoba le sigue con 241.078 (11%), y luego Santa Fe con 224.103 (10%), entre las provincias con mayor cantidad de contribuyentes.

 

La nueva medida lleva las escalas máximas de $ 200.000 a $ 400.000 para las locaciones y/o prestaciones de servicio, y de $ 300.000 a $ 600.000 para las ventas de bienes muebles.

 

La medida será publicada en el Boletín Oficial mediante la Resolución General (AFIP) 3.529 de fecha 11 de Septiembre de 2013.

 



Siguiente Noticia Diabetes: lanzan medicamento de producción local

Noticia Anterior El sábado se inaugura la autovía Santa Clara - Mar Chiquita

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario