El papa Francisco intensificó sus esfuerzos en busca de una solución pacífica a la crisis en Siria, y pidió en una carta a los líderes que participan de la cumbre del G20 en San Petersburgo que “dejen de lado” la búsqueda “inútil” de una solución armada.

 

En una carta remitida al presidente ruso y anfitrión del cónclave, Vladimir Putin, el sumo pontífice realizó un “llamamiento apremiante” en el que subrayó la necesidad de superar sus “posiciones opuestas” para avanzar hacia “una solución pacífica a través del diálogo y la negociación”.

 

Los conflictos armados -recordó el pontífice a los líderes mundiales- muestran hoy “imágenes de miseria, hambre, enfermedad y muerte”, tan lejos de la paz sin la cual -enfatizó- “no hay forma de desarrollo económico”, según citó la agencia de noticias Europa Press.

 

En la carta, Francisco hizo hincapié en que la economía mundial solo se desarrollará si permite una vida digna a todos los seres humanos, “desde el más mayor hasta el niño no nacido” y no sólo a los ciudadanos de los estados miembros del G20 sino también de cada habitante de la Tierra.

 

Este involucramiento del máximo líder católico mundial se produce en momentos en que en los Estados Unidos y Francia, cuyos gobiernos son los principales impulsores de una intervención militar contra el gobierno de Bashar Al Assad, la efervesecencia política alrededor del tema crece a pasos agigantados.



Siguiente Noticia Impulsan expropiación de terreno que beneficiará a escuelas

Noticia Anterior "Una intervención militar sería nefasta" en Siria

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario