Por iniciativa del Partido Socialista Auténtico, el Concejo Deliberante aprobó por unanimidad el emplazamiento de una estatua en la plaza San Martín frente a la Facultad de Derecho, en homenaje al Dr. Alfredo Lorenzo Palacios, quien el 13 de marzo de 1904, con tan sólo 25 años de edad, fue electo como legislador nacional, siendo el primer Diputado Socialista de América Latina.

 

Desde entonces, aportaría a la historia latinoamericana su fervorosa lucha por una sociedad más justa centrada en los derechos del pueblo trabajador como base social para la construcción de un proyecto político y asumiría un rol preponderante en la historia del parlamentarismo argentino comenzando a “revolucionar” las formas y las metodologías de la época: al asumir su primer cargo se negó a jurar por Dios y los Santos Evangelios, por considerar que violentaba la libertad de cultos consagrada en la Constitución Nacional, lo que provocó un largo debate acerca de cuestiones reglamentarias, a partir del cual se instauraría por primera vez en las prácticas parlamentarias, la opción entre el juramento civil y religioso.

 

Su labor como Diputado estuvo signada por proyectos destinados a obtener mejoras sociales para el pueblo, en especial para las mujeres, los ancianos y los niños, promoviendo la sanción de las primeras leyes de protección laboral dictadas en el país: la Ley de Descanso Dominical y la Reglamentación del Trabajo de Mujeres y Niños. Se pronunció contra la Ley de Residencia, creó el Departamento Nacional del Trabajo en 1907 y modificó el reglamento de prostíbulos de Buenos Aires. En 1913 se dictó la Ley Palacios contra la explotación sexual.

 

En 1915, fundó el Partido Socialista Argentino (Auténtico – PSA), año en el que, además, fue nombrado Profesor de Legislación Industrial en la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad de Buenos Aires.

 

Así, incorporó los claustros universitarios como un nuevo ámbito de su lucha política, ocupando un rol privilegiado en el movimiento reformista, comprometiéndose por la defensa de la educación gratuita, participativa, de excelencia académica y pluralidad ideológica.

 

En 1934 publicó el primer libro argentino sobre las islas Malvinas: “Las Islas Malvinas. Archipiélagos Argentinos”.

 

Tres años más tarde, por esta iniciativa, se decretó la prohibición de imprimir mapas en los que no figurasen las Islas Malvinas como pertenecientes al territorio argentino.

 

En 1935 sería electo senador por primera vez. El 20 de abril de 1965, Palacios murió en Buenos Aires a los 87 años de edad y recién en 1999 recibió el premio Parlamentario al Legislador del siglo.

 

A dicha sesión del HCD fueron invitados en representación del PSA, los dirigentes el Dr. Eduardo Romanín y Gabriela Papagni. El evento contó con la destacada presencia de Bernardo “el vasco” Arancibia quien fuera concejal entre 1973 y 1976 por el Partido Socialista.



Siguiente Noticia Consulado Móvil de Bolivia hará una jornada de Documentación

Noticia Anterior Giri y su equipo enfocan las elecciones de octubre

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario