La sucesión de robos y actos de vandalismo ocurridos en los últimos quince días contra instalaciones de EDEA, están generando serios inconvenientes no sólo en el servicio eléctrico sino también en el abastecimiento de agua en algunos barrios de la ciudad, dado que varias de las cámaras transformadoras siniestradas alimentan pozos de la empresa OSSE.

 

Según informó EDEA, en los últimos quince días se produjeron una decena de ataques contra cámaras subterráneas ubicadas en el acceso al Autódromo, en cercanías del Parque Industrial, y en inmediaciones de la Ruta 88, en distintos sectores.

 

En todos los casos, los delincuentes proceden a forzar las tapas de hormigón armado que protegen las cámaras y luego arrojan cubiertas de automóviles a las que encienden fuego. Posteriormente, ingresan a la instalación que queda fuera de servicio a raíz del siniestro, y desmantelan el equipo llevándose elementos de cobre y bronce que lo componen.

 

Dada la reiteración de los hechos delictivos, la empresa eléctrica ha reforzado la seguridad de las cámaras, pero al estar ubicadas en zonas poco pobladas los individuos igualmente logran su propósito, dejando sin suministro no sólo a los clientes que viven en inmediaciones sino que, como agravante, en algunos casos afectan el funcionamiento de bombas de agua de la empresa OSSE.

 

Los daños generados a la instalaciones generan serias dificultades para la normalización del suministro, ya que obliga a la reconstrucción total de las mismas, para la posterior normalización del servicio.

 

En todos los casos, las autoridades de EDEA presentaron las correspondientes denuncias ante las autoridades policiales de las comisarías 8° y 11°, con jurisdicción en esos sectores de la ciudad, quienes se comprometieron a intensificar su accionar a los efectos de evitar la reiteración los robos.

 

La distribuidora eléctrica solicita disculpas a sus clientes por las molestias que estos lamentables hechos ocasionan y pide a la población que “en caso de tomar conocimiento de episodios como las descriptos, se comuniquen con EDEA al 499-3332, a los efectos de tomar rápida intervención para proceder a la reparación de las instalaciones y la reposición del servicio”.

 

PROBLEMAS CON EL AGUA

 

OSSE informa a la población que se continúa trabajando en forma conjunta con EDEA para reponer los pozos de extracción de agua que salieron de servicio debido a la tormenta de anoche y por el robo de equipos a la empresa de energía eléctrica.

 

En tal sentido, podría observarse baja presión de agua en el sector delimitado por las calles Vertiz a Mario Bravo y Ruta 88 a la Costa, incluido el Bosque Peralta Ramos. En el día de ayer, se informó que algunos pozos salieron de servicio debido al robo de equipos de la red eléctrica de EDEA.

 

Esta serie de robos comenzó el sábado 17 de Agosto, acrecentándose con los producidos hoy que generan inconvenientes para el normal desempeño de nuestros pozos de extracción de agua en el Sistema Acueducto Sur.

 

OSSE ha dispuesto a través de su Centro de Atención al Cliente una especial operativo para llegar a los vecinos que pudieran ver afectado la prestación del servicio; a través del teléfono: 0810-666-2424. Vía e-mail a: reclamos@osmgp.gov.ar En Twitter: @atencionosse.



Siguiente Noticia Tributo a Roberto Goyeneche en el Colón

Noticia Anterior Peñarol intensifica su pretemporada

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario