En las próximas elecciones, a diferencia de las anteriores, el presidente de mesa entregará al elector luego de haber emitido el voto, una constancia de emisión del sufragio en la que constarán tus datos y su firma.

 

Dicha constancia se encontrará adherida al padrón mediante un troquelado y una vez que la persona firme el padrón, el presidente firmará el troquel, lo desprenderá y lo entregará junto con el documento. Si no lo entregan, el sufragante deberá reclamarlo.

 

Si pese a haber votado, el elector aparece en el Registro de Infractores al deber de votar, y además no cuenta con la constancia, puede solicitar a la autoridad competente que verifique su firma en el padrón.

 

Si no figura como infractor, no necesita hacer ningún trámite ante la pérdida de la constancia. Hay que tener en cuenta que el Registro quedará constituido por la nómina de los electores nacionales mayores de 18 años y menores de 70 años que no hayan emitido el voto, ni hayan justificado su no emisión, indicándose en cada caso si se ha pagado o no la multa correspondiente.

 

La no inclusión de una persona en dicho Registro bastará para tener por cumplida la obligación de votar a su respecto o por justificada su omisión.

 

Los electores podrán efectuar reclamos sobre la condición en que se encuentran en el Registro de Infractores, por Internet o personalmente -concurriendo a la Cámara Nacional Electoral o a las secretarías electorales-, acompañando las correspondientes constancias que acrediten la condición que debe constar en el Registro.



Siguiente Noticia Más de ocho mil firmas apoyan reclamo de guardavidas

Noticia Anterior A dos años de su remodelación, la peatonal sigue presentando deficiencias

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario