Unos 3000 hombres y mujeres darán un paso más hacia la ciudadanía plena, al votar por primera vez en las elecciones del 11 de agosto con nombre y foto acorde a la identidad de género autopercibida, triunfo del colectivo trans después de una larga historia de lucha.

 

La Ley de Identidad de Género aprobada hace poco más de un año, el 9 de mayo de 2012, consiguió que miles de personas trans hoy estén deseando ansiosas el momento en que participarán del acto eleccionario “en nombre propio”.

 

“Ahora que legitimamos nuestra identidad de género y estamos por votar con nuestro verdadero nombre sentimos una gran ansiedad por participar en esta democracia, porque hemos dado un paso más hacia nuestra inclusión e integración”, dijo a Télam Marcela Romero, titular de la Asociación Travestis, Transexuales y Transgénero de Argentina (Attta).

 

La emblemática ley de Identidad de Género, sancionada el 9 de mayo de 2012, será clave para el acceso a la ciudadanía plena de las personas trans, un recorrido que tan solo se inicia con el reconocimiento legal por vía administrativa del nuevo nombre y género en el DNI.

 

El seguro de desempleo, la rectificación del resto de la documentación, como el registro de conducir, la libreta universitaria o los carnets de la obra social, y titularizaciones de docentes con el nuevo documento son las conquistas que el colectivo trans va logrando con el paso del tiempo y a medida que se va incluyendo e integrando a la sociedad.



Siguiente Noticia "A la Provincia no le interesa el tratamiento de adicciones"

Noticia Anterior Aldosivi tuvo un paso en falso en San Juan

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario