En las semanas de vacaciones, la dirección de Epidemiología del ministerio de Salud de la Provincia registró casi 600 casos más de accidentes domésticos que en otras semanas durante 2012.

 

Los accidentes hogareños habituales son las caídas de la cama, ingesta de cuerpos extraños (monedas por ejemplo), envenenamiento accidental o ingesta de remedios para adultos. Y la edad que registra la mayor cantidad de casos está entre los 2 y 4 años.

 

“El cambio de rutina en los chicos los hace vulnerables a los accidentes: están más tiempo en la casa, muchas veces sin los padres, y por eso en vacaciones se deben extremar los cuidados”, aconsejó el ministro de Salud de la Provincia, Alejandro Collia, y detalló que “del total de los accidentes domésticos atendidos en nuestros hospitales, el 43 por ciento corresponde a niños hasta los 14 años”.

 

En 2012 se registraron un total 358.666 accidentes domésticos en la Provincia: el 43 por ciento fue de niños hasta 14 años, y el 20 por ciento correspondió a niños de 1 día de vida a 4 años. Entre las causas se destacan que los espacios son pensados para adultos y no desde la perspectiva del menor, los muebles mal ubicados, los medicamentos dejados a su alcance.

 

En tanto que la cantidad de defunciones por accidentes domésticos indica que el año pasado murieron 72 chicos, de 1 a 9 años, por causa externa domiciliaria: 62 correspondieron a niños de 1 a 4 años y 17 de 5 a 9 años. En 2011 el número total de muertes había sido aún más alto: 95 casos. Los datos son de la Dirección de Estadísticas del ministerio de Salud.

 

Entre las causas más comunes se encuentran: envenenamiento accidental, exposición a fuego o humo; exposición a corriente eléctrica no especificado; contacto traumático con herramientas manuales; ahogamiento y sumersión no especificados.

 

El jefe de Emergencias del hospital provincial Materno Infantil de Mar del Plata, Miguel José, contó que los accidentes domésticos que reciben mayormente a través de la guardia consisten en traumatismos, “sobre todo que los nenes se tiren un televisor encima”, pero también mordeduras de perros de la propia casa e ingesta de psicofármacos como ansiolíticos o antidepresivos. En ese hospital, el 22 por ciento del total de las consultas son por accidentes domésticos.



Siguiente Noticia Disponen herramientas al servicio de Pymes y jóvenes emprendedores

Noticia Anterior Volvió a postergarse una reunión por la crisis en la pesca

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario