Un joven de 21 años quedó formalmente detenido, acusado de asesinar a una anciana cuando robaba en su casa de Mar del Plata en mayo pasado, luego de que los investigadores identificaran sus huellas dactilares en la escena del crimen, informaron fuentes policiales.

 

El presunto asesino fue notificado de la imputación en su contra en la cárcel, ya que ya se encontraba preso por otra causa acusado de tentativa de robo.

 

El hecho por el que fue acusado el joven fue descubierto el pasado 16 de mayo, cuando vecinos notaron que la puerta de la vivienda de Josefina Greco (71), situada en Fortunato de la Plaza 3994, estaba abierta de par en par.

 

Al ingresar al lugar encontraron el cadáver de la anciana tendido en el piso de la cocina, con signos de haber sido amordazada y asfixiada, mientras que la casa estaba toda revuelta como si alguien hubiera revisado en busca de objetos de valor.

 

Finalmente, los investigadores de la Policía Bonaerense descubrieron durante las últimas horas que distintas pruebas recolectadas en la escena del crimen, entre las que se contaban las huellas dactilares del asesino, estaban vinculadas con un joven ya preso por otra causa.

 

De esta manera, el fiscal marplatense interviniente, Mariano Moyano, dispuso notificar formalmente de la imputación al joven, preso en la Unidad 6 del Servicio Penitenciario Bonaerense, en la ciudad de Dolores.

 

Télam



Siguiente Noticia Carina Ponce lanzó su campaña electoral

Noticia Anterior Unión venció a Argentinos de Quilmes

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario