Un fiscal de Montana, Estados Unidos, acusó de supuesto lavado de dinero a la casa de cambio La Moneta de Mar del Plata y pidió decomisar una propiedad en California.

 

La fiscal Victoria Francis denunció ante la justicia de ese condado que directivos de La Moneta cambiaron en la sucursal Nueva York del Banco de la Nación “unos 20.000 cheques por un valor total de u$s24 millones entre el 2005 y el 2012” violando las leyes antilavado de Estados Unidos.

 

Un vocero de La Moneta consultado por el matutino Clarín sostuvo que “se tratan de operaciones totalmente legales de nuestra cuenta en el Banco Nación que son auditadas mensualmente por el Banco Central de la República Argentina”.

 

Según la fiscal, La Moneta habría utilizado a empresas sin existencia real como Amerifast Inc., y Trade Wings para justificar la llegada de dólares de la Argentina como si fueran pagos por importaciones ficticias. Esas firmas serían controladas por un argentino llamado Germán Cóppola. El vocero de la casa de cambio negó que “Cóppola sea empleado nuestro. Es independiente y tiene sus clientes en Los Angeles”.

 

La denuncia es un precedente para lo que podría pasar con el caso Lázaro Báez en la medida que la empresa Helvetic Service Group, compradora de la financiera SGI (“La Rosadita”), tiene subsidiarias en Nevada, Estados Unidos. Hasta ahora, los diputados Manuel Garrido y Graciela Ocaña han pedido colaboración de la justicia suiza por la denuncia según la cual Báez fugó 55 millones de euros del país pero nada se hizo, hasta ahora, con la justicia norteamericana.

 

Entre las pruebas que presentó la fiscal figuran una serie de mails intercambiados entre los dueños de la conocida casa de cambio marplatense y Cóppola, el operador en Estados Unidos Uno de ellos habla de cerrar la compra de “la mutual (ya que tenemos pero son del color de Obama)”, sin dar más detalles al respecto.

 

La fiscal acusó como supuestos autores de la maniobra a Francisco Pagano y Daniel Fumaroni -accionistas de La Moneta- y a Cóppola.

 

El vocero de la casa de cambios explicó que se enteraron de la denuncia hace “unos 40 días y contratamos un abogado para hacer un descargo completo ante la fiscal de Montana. Le vamos a enviar respaldos documentales de todas nuestras operaciones en Estados Unidos”.

 

La Moneta es la casa de cambios más vieja e importante de la costa atlántica y del centro de la provincia de Buenos Aires. Tiene una sucursal en Tandil. Uno de sus clientes habría sido la molinera Lagomarsino, que está siendo investigada por supuesto evasión fiscal por parte del juez en lo penal tributario porteño Javier López Biscayart. Lagomarsino es uno de los cuatro molinos más grandes del país.



Siguiente Noticia Un concejal buscará modificar el sistema de elección del Defensor del Pueblo

Noticia Anterior Almacenes Culturales sigue sumando acciones comunitarias

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario