Los integrantes del Colectivo x la No Violencia de Mar del Plata dejaron sentada su posición con respecto a la consulta popular del próximo domingo 9 de junio donde los vecinos deberán deberán votar por el Sí o No sobre el proyecto de la Policía Municipal que impulsa el intendente Gustavo Pulti.

 

A través de un comunicado, Horacio Mesón y Osvaldo Bocero entendieron que se debería profundizar el debate, y no votar un proyecto que la mayoría de la gente desconoce, utilizando el remanido mecanismo del miedo: `Si ustedes quieren seguridad, tienen que votar esto, porque no hay otra solución al problema del delito´.

 

“No aceptamos que sea la Policía la fuente de toda solución al problema de la delincuencia y la violencia urbana. La discusión no pasa por un aumento o no de las tasas municipales sino por debatir en que tipo de sociedad queremos vivir”, expresaron.

 

Desde esta ong marplatense remarcaron que las prioridades deben ser la educación, la salud, la cultura y la calidad de vida de todos los vecinos y dejaron en claro que “con una mirada violenta no se soluciona el problema de la violencia”.

 

El Colectivo x la No Violencia está conformado por Organizaciones Sociales e individuos que cotidianamente trabajan desde distintas áreas por hacer retroceder las condiciones que generan violencia y que en diferentes formas se expresan en el campo individual y social.

 

“Vemos como se han recortado partidas presupuestarias destinadas a Educación (la educación municipal es financiada por la provincia), a Salud y a Cultura. Por otra parte no hay ingreso del transporte público al interior de los barrios, faltan luminarias, refugios o garitas en las paradas de colectivos, falta mantenimiento en el engransado de calles y bacheo en el asfalto. Sin embargo mientras todo esto sucede, la respuesta es aumentar la planta municipal con una fuerza de hombres armados”, manifestaron.

 

Desde el Colectivo x la No Violencia subrayaron que “sencillamente no creemos que con menos educación, salud, calidad de vida y cultura y más policías en las calles la gente viva más segura. No se plantean soluciones para los barrios más carenciados que seguirán en la misma situación, y se apunta a conformar a sectores con más influencia, ligados al comercio o al turismo”.

 

Más adelante se preguntaron: “¿Qué va a hacer la Policía Municipal con los empresarios inescrupulosos que mantienen a miles de empleados en negro, o con quienes avasallan el espacio público, o con quienes atentan contra el medio ambiente, o quienes con un llamado telefónico les alcanza para aumentar las tarifas en servicios que usan los sectores mas populares? Esta violencia es parte de la inseguridad que los ciudadanos reciben cotidianamente”.

 

“El argumento sobre que las fuerzas policiales actuales, están viciadas de corrupción y de complicidad con el delito, no es suficiente para crear una nueva fuerza municipal que nadie sabe por quienes va a estar formada y que funciones cumplirá. Por otra parte si esas fuerzas actuales no cumplen con su función específica, pues que sean intervenidas, reformadas y reestructuradas en un proceso de descentralización que culmine en una fuerza renovada, con respeto por los derechos humanos y con un control real y efectivo por parte de la sociedad. Todo esto en el marco de una reforma que incluya al sistema carcelario y el poder judicial”, argumentaron.

 

Desde el Colectivo x la No Violencia entienden que es a través de la integración, la participación vecinal, la implicación ciudadana, la generación de puestos de trabajo, la educación en la no-violencia, el fomento del arte y la cultura, y la generación de ámbitos y modelos solidarios, hacia donde se debe orientar una política que apunte a bajar los índices de violencia y hechos delictivos.

 

“Nuestros niños y jóvenes necesitan alternativas a este modelo de consumismo y exclusión y en éstas hay que trabajar seriamente”, enfatizaron.



Siguiente Noticia "Así no" a la policía Municipal

Noticia Anterior Drama, acción y aventura en los cines de Mar del Plata

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario