El proyecto que crea el Programa de Desarrollo Rural Sustentable y prevé la regulación del uso de agroquímicos en la zona periurbana del Partido de General Pueyrredon fue aprobada por mayoría por el Concejo Deliberante.

 

La medida fue celebrada por empresarios y productores frutihortícolas y rechazada por vecinos de las zonas afectadas y organizaciones ambientalistas que aseguraron que con esta ordenanza queda reflejado un claro retroceso en la salud y la calidad de vida por sobre la producción y la comercialización.

 

El expediente fue avalado por los concejales de Acción Marplatense, UCR y el PRO, mientras que los ediles del kirchnerismo se abstuvieron de votar y el bloque de Carlos Arroyo votó en contra.

 

Cabe destacar que, entre las modificaciones que se incorporaron a partir de los debates públicos, se cuenta la obligatoriedad de que serán ingenieros agrónomos matriculados por el Colegio de Ingenieros de la Provincia de Buenos Aires quienes tendrán la responsabilidad de realizar las tareas de asesoramiento, diagnóstico, formulación de tratamientos, dosificación, confección de la receta agronómica, y la dirección técnica de la aplicación de dichos productos.

 

El proyecto contempla también la creación de un Registro de Aplicadores de Agroquímicos, lo que posibilitará que la Municipalidad dicte cursos de capacitación y entregue un carnet que acredite la habilitación para realizar las tareas relacionadas con la aplicación de agroquímicos y fertilizantes. Además, la letra de la norma prevé que la reglamentación se concrete en el plazo de los 60 días corridos a partir de la aprobación del expediente en el Recinto de Sesiones.

 

La concejal de Acción Marplatense, Débora Marrero, quien también trabajó en la redacción del texto, explicó que el proyecto es el resultado de “muchas reuniones, debates y análisis con especialistas de todas las áreas y, por supuesto, vecinos y productores de la zona que son los principales interesados en que este proyecto posibilite un equilibrio entre todos los sectores que forman parte”.

 

Sin embargo, vecinos y trabajadores de la Gloria de la Peregrina y Sierra de los Padres junto a organizaciones ambientalistas como Paren de Fumigarnos rechazaron esta decisión del Concejo Deliberante de reemplazar la Ordenanza 18740 y remarcaron que esta nueva iniciativa no prioriza la salud y la calidad de vida por sobre la producción y la comercialización.

 

“Esta ordenanza permitirá fumigar a 25 metros de establecimientos educativos, centros asistenciales, complejos recreativos y turísticos, clubes y viviendas familiares, atentando a la salud de toda la población”, afirmaron.



Siguiente Noticia El PRO se pronunció en contra del proyecto de la Policía Municipal

Noticia Anterior Se agrava el panorama educativo, docentes paran 48 horas

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario