El presidente de la Corte Suprema, Ricardo Lorenzetti, afirmó que el máximo tribunal “no debe gobernar”, pero reivindicó su deber de decirle al poder político “lo que es contrario a la Constitución”.

 

“La corte no debe gobernar, debe ser consistente con las mayorías del pueblo, con lo que van haciendo el Poder Ejecutivo y el Poder Legislativo a través de las leyes. Pero hay sobradas muestras históricas de que las mayorías han tomado decisiones inconstitucionales muy graves, como por ejemplo apoyar el Holocausto, el terrorismo de Estado o la pena de muerte”, advirtió Lorenzetti.

 

Además, el magistrado subrayó: “nunca hemos dicho al poder político lo que tiene que hacer, sino lo que es contrario a la Constitución o lo que la constitución quiere que hagamos”.

 

Lorenzetti reclamó abocarse a los “grandes temas” y garantizar los derechos de los ciudadanos remarcó: “nunca más y nunca menos”.



Siguiente Noticia Causa AMIA: "No negociamos nada con Irán"

Noticia Anterior Scioli admitió "voluntad" de escuchar a los docentes

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario