Un relevamiento del ministerio de Salud de la Provincia durante la temporada de verano 2013 arrojó que ingresaron 209 jóvenes menores de 25 años a las guardias de hospitales de la costa atlántica por intoxicaciones: el 89 por ciento de ellos había consumido alcohol en exceso, muchas veces mezclado con otras drogas.

 

La cifra representa una importante baja en las atenciones por adicciones con respecto al mismo período del año pasado y una reducción en los casos de menores de 18 años alcoholizados.

 

Durante la temporada 2012, el relevamiento se realizó en 5 hospitales provinciales y el número de intoxicaciones fue de 257 jóvenes. Esta vez, en las mismas guardias hospitalarias y durante el mismo lapso, el número fue de 209, lo que significa una baja de casi el 19 por ciento.

 

También se registró una reducción importante en los menores de 18 años intoxicados con sustancias como alcohol y/o otras drogas: en 2012 correspondían al 31 por ciento del total y este año ese número cayó al 18 por ciento.

 

“El consumo de alcohol suele asociarse a la diversión. Y no es así. Nosotros trabajamos fuertemente en la costa con campañas en los boliches, donde se premia a quien no toma. También trabajamos junto a los padres, para generar conciencia de lo peligroso que puede ser el alcohol en exceso y para que no se naturalicen las previas en las casas”, indicó el ministro de Salud de la Provincia, Alejandro Collia, y destacó que “estamos viendo los resultados. Hoy podemos decir que logramos reducir las intoxicaciones por alcohol”.

 

Otro dato a tener en cuenta es que los hombres representan el 66 por ciento de los casos de intoxicaciones registrados en la Costa, muy por encima del 34 por ciento correspondiente a las mujeres. Muchas veces el consumo de alcohol se detectó junto al consumo de otra sustancia, como marihuana o psicofármacos.

 

Por ejemplo: un 5,4% correspondió a alcohol junto a psicofármacos; un 4% a alcohol junto a cocaína; un 3,3% a alcohol junto a marihuana; y un 2,5 fue por alcohol y drogas de diseño. En total, el policonsumo (la mezcla de dos o más sustancias) fue el causante del 17% de las atenciones por intoxicaciones en los hospitales. Pero el consumo de alcohol solo, sin mezclarlo con nada, representó el porcentaje más alto: el 66 por ciento de los jóvenes que debieron ser atendidos en las guardias dijo haber tomado únicamente alcohol.

 

“El alcohol es la puerta de entrada a muchas otras drogas y es tan peligroso como ellas. Casi no registramos casos en que un joven llegue a una guardia por consumo de una droga que no incluya también la ingesta de alcohol”, explicó el ministro Collia y destacó los operativos que el ministerio de Salud, a través de la subsecretaría de Atención a las Adicciones, llevó a cabo en las ciudades balnearias desde el inicio del verano, como ser los controles de nocturnidad, la implementación del semáforo preventivo y los tests de alcoholemia a los conductores.

 

Las sustancias de monoconsumo que no incluyeron alcohol y también representaron ingresos en guardia fueron marihuana en un 3,2%; psicofármacos, un 1,8%, y cocaína 1,8%.

 

El relevamiento se realizó en las guardias de los hospitales de Mar de Ajó, Mar del Plata, Pinamar, Santa Teresita y Villa Gesell, que funcionan durante la temporada en el horario de 22 a 10 de la mañana y fueron dispuestas por la subsecretaría de Adicciones para atender esta problemática y orientar a los jóvenes tras la desintoxicación, además del 0800-222-5462 de orientación telefónica en adicciones.



Siguiente Noticia EDEA anuncia un corte programado en dos zonas de Mar del Plata

Noticia Anterior Cinco atletas marplatenses, rumbo al Sudamericano de Cross Country

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario