La banda de rock nacional liderada por Germán Daffunchio brindó un recital brillante con un set sólido y prolijo en el parador Arenabeach, ante 30 mil personas que deliraron con cada uno de los 18 temas.

 

El grupo de Hurlingham, que además de Daffunchio (guitarra y voz) integran Tomás Sussmann (guitarra), Gabriela Martínez (bajo), Gustavo Jove (batería), Sebastián Schachtel (teclados) y Alejandro Gómez (vientos y percusión), salió a escena pasadas las 17 y a partir de ese momento se notó la empatía con la gente.

 

Las Pelotas uno de esos grupos que tiene una conexión especial con sus seguidores, abrió el show con “Cuantas Cosas” y siguió con “Qué podés dar”, “Saben”, “Desaparecido” y “Ya no estás”, el último tema que completó el primer segmento.

 

Luego continuó con “Siempre estará”, “Personalmente”, “Siento luego existo”, “No me acompañes” y “Escondido bajo el brazo”, otra selección que recibió la aprobación del público, que vistió la playa con banderas de diferentes puntos del país.

 

Pero más tarde llegó “Corderos en la noche”, un clásico, “Dicen que la distancia”, “Bombachitas rosas”, “Esperando el milagro” y “La clave del éxito”, para poner fin al tercer segmento.

 

Pero como es habitual -y a pedido de la gente que nunca paró de cantar y saltar- hubo tres “bonus track”: “Capitán América” y “Shine”, sin dudas dos de las mejores canciones de la banda y cerraron -junto a Fernando Ruiz Díaz (el cantante de Catepecu Machu que tocó antes)- con “El ojo blindado”, un clásico de Sumo.

 

Ese fue el climax, el público explotó, en un tarde fría, pero que no se sintió (con poco más de una hora de recital), porque tocó Las Pelotas, el rock desembarcó en Mar del Plata. Y la gente se fue feliz.



Siguiente Noticia Control de nocturnidad: 16 comercios clausurados en la costa atlántica

Noticia Anterior Milonga en el Unzué de Mar Del Plata

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario