La comisión de Legislación aprobó el archivo del proyecto presentado por el concejal Arroyo para prorrogar durante 180 días la adecuación que requiere la ordenanza 20276.

 

En el proyecto presentado por el edil, se expresaba que: “En numerosos casos los comerciantes debían cerrar sus comercios para poder adecuarse a la normativa”.

 

Pero además, el edil destacaba que: “Estamos obligando a la gente a realizar grandes inversiones sobre cartelería, marquesinas y fachadas, en lugares donde ya han puesto muchos fondos. Los grandes carteles tienen un costo para instalarlo y otro para sacarlo, todo va a cuenta del vecino. Por eso tenemos que darles tiempo, para que amorticen los costos”.

 

Ahora, Arroyo se mostró en desencanto por la situación: “Archivan un proyecto que no iba en contra de la ordenanza, iba a favor del vecino. Teniendo en cuenta que hay cerca de 21.000 carteles en el municipio, es una gran cantidad de familias se ven afectadas por la normativa”.

 

Por último, el presidente del bloque de concejales de la Agrupación Atlántica indicó: “Archivaron un proyecto el lunes, pero la semana pasada ya habían salido a los medios a decir que el archivo era un hecho. No se tomaron tiempo en analizar lo mejor para la gente”.



Siguiente Noticia La Fundación Cepes festejará sus once años

Noticia Anterior Difunden la plataforma de Ciudades emergentes del BID

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario