Luego de dejar atrás Tandil en la derrota 2 a 0 con un plantel de Unión que en su totalidad se mostró con mucha bronca por el arbitraje de Sebastián Mastrangelo de anoche, desde este martes los jugadores del plantel retomarán los entrenamientos de cara al próximo compromiso por el Argentino A.

 

Los cuestionamientos al arbitraje son por el penal que abrió el camino a la victoria de Santamarina, en el cierre del primer tiempo, cuando el partido era parejo.

 

Mastrángelo cobró mano de Gorostegui quien no tuvo intención y la pelota es la que impacta en el cuerpo del defensor. Mastrángelo se dejó llevar por el grito del público y eso le permitió al local sacar una diferencia que luego pudo manejar hasta ampliar el marcador.

 

“Siempre igual con nosotros, afuera nos perjudican siempre. En el otro partido en Ramallo el árbitro echó dos jugadores y las faltas no eran sancionadas con la misma magnitud en situaciones muy parecidas”, dijo por alli uno de los jugadores de Unión cansado de arbitrajes localistas.

 

ENTRENAN

 

El plantel que viajó a Tandil volverá a entrenar por la mañana en Villa Marista de cara al partido ante Guillermo Brown por la fecha 13 de la zona Sur, segunda de las revanchas. El horario del partido aún no se definió.

 

Ya estarán a disposición del entrenador Marcos Lamolla y Alejandro Verón quienes ya cumplieron la fecha de sanción.



Siguiente Noticia La Franela en Casa Rock

Noticia Anterior Necochea se suma a la campaña contra la re reelección de Cristina

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario