Con el objetivo de evitar el retraso en la entrega de las licencias de conducir tal como ocurre en la actualidad, la Cámara de Diputados bonaerense aprobó y giro al Senado un proyecto de ley que delega en los municipios el otorgamiento de las mismas.

 

El proyecto presentado por el titular del bloque radical, Ricardo Jano, propone sustituir el artículo 8° de la ley 13927 (Ley de Tránsito) para que el otorgamiento de las licencias de conducir, en forma delegada, estén a cargo de los municipios, previo informe de antecedentes, emanados del RUIT y del RENAT dependiente de la Agencia Nacional de Seguridad Vial, que certifiquen que no existe impedimento para conducir en el territorio provincial y en cualquier otra jurisdicción del país.

 

A partir de esta modificación, la municipalidad otorgará inmediatamente al interesado, que hubiere cumplimentado los requisitos para la obtención o renovación de la licencia, un certificado provisorio que le permita conducir hasta que le sea expedido el documento de la Agencia Nacional de Seguridad Vial.

 

“Proponemos darle una solución definitiva a la demora en la entrega de licencias de conducir en territorio provincial, independientemente de cual fuere su causa, que consiste en la entrega de un certificado de carácter provisorio que acredite que el interesado ha cumplimentado los requisitos necesarios para poder conducir y que se encuentra habilitado para tal fin”, expresó el legislador de la quinta sección electoral.

 

Cabe recordar que en la actualidad hace más de 20 días que no se expiden licencias de conducir en la Provincia, a raíz de un conflicto gremial de los trabajadores de la Dirección de Impresiones del Estado Bonaerense (DIEBO).

 

El diputado manifestó al respecto, “este inconveniente, que ya es reiterado, causa graves perjuicios a aquellas personas que habiendo cumplimentado con todos los requisitos necesarios para obtener o renovar la licencia, se ven impedidos, por causas ajenas a su voluntad, de hacerse de ese documento que le permite conducir aquellos vehículos para los cuales es necesario”.

 

“La situación se torna crítica para aquellas personas que obligatoriamente deben encontrarse en condiciones de poder conducir y que el vehículo es su modo de ganarse el sustento o de desarrollar sus actividades, tales como taxistas, remiseros, repartidores, profesionales o de quienes deben transportar a personas discapacitadas, entre otros”, aseveró Jano.

 

Finalmente, el proyecto también prevé que cuando al conductor se le retiene la licencia por infracción grave a las normas de tránsito, hasta que ejerza el derecho de defensa se le permitirá conducir con el acta hasta 30 días.



Siguiente Noticia Nueva caída en la escrituración de compraventas de inmuebles

Noticia Anterior Participan 78 películas argentinas en el Festival de Cine de Mar del Plata

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario