A horas del inicio de la jornada de protestas contra el Gobierno convocada principalmente a través de las redes sociales, distintos exponentes de la vida nacional se vieron envueltos en nuevos cruces y dividieron sus posturas entre el apoyo y las críticas a la movilización.

 

El líder de la Federación de Tierra y Vivienda (FTV) y del partido Miles, Luis D´Elía, atacó duramente a los organizadores del 8N y a quienes tienen previsto manifestarse mañana, llamándolos “tilingos”.

 

“Mañana los tilingos del 8N van a juntar gente, van a decir que hay 20 veces más y ahí comenzara la diatriba golpista”, escribió el dirigente kirchnerista en la red social Twitter.

 

El piquetero dijo también que “Clarín, (Mauricio) Macri y (Eduardo) Duhalde convocan al 8N en una Ciudad corroída por la basura y el mal olor”.

 

Por su parte, la diputada nacional Victoria Donda (Movimiento Libres del Sur) afirmó que la protesta prevista para mañana constituyte “una convocatoria ciudadana” y opinó que la presencia de dirigentes políticos en la movilización podría “enturbiarla”.

 

Donda enfatizó que el cacerolazo debe ser respetado por tratarse de “una manifestación democrática”.

 

“Es muy bueno que haya una manifestación democrática. Puedo coincidir más o menos, pero me hace sentir orgullosa ser parte de un pueblo que se manifiesta. Se puede estar de acuerdo o no con algunos de los reclamos, pero la participación no puede degradarse”, señaló la diputada.

 

En declaraciones a un matutino, la legisladora ratificó que no participará de la protesta porque no le parece “positivo que haya dirigentes políticos que vayan a la marcha”.

 

ANIBAL APUNTA A LA “EXTREMA DERECHA PAGA”

 

En tanto, Aníbal Fernández insistió en su idea de que la “extrema derecha paga” está detrás de la organización del cacerolazo contra el Gobierno y sostuvo que las protestas fueron convocadas a través de las redes sociales desde “cuentas truchas”.

 

Fernández denunció que la Fundación Pensar y la Sociedad Rural “pusieron dinero” para generar “miles de identidades falsas en las redes sociales”.

 

“Lo pudimos constatar para saber exactamente cómo lo pergeñaban. Hay empleados contratados, que sabemos hasta el lugar físico dónde están, que crean usuarios con cualquier nombre y cualquier foto. Es lo que la gente llama trolls”, dijo el ex jefe de Gabinete.

 

CARLOTTO: “HAY ALGUNOS SIGNOS NAZIS”

 

La titular de la Agrupación Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, sumó su voz a la polémica y expresó su preocupación por “algunos signos nazis que aparecen en los cacerolazos”, al tiempo que consideró que quienes participan de manifestaciones contra el Gobierno como la que se prevé para mañana “son grupos de poder” y “no son grupos marginales”.

 

“En un país democrático, la Constitución marca claramente el derecho a peticionar. Se puede hacer (la marcha) pero respetando los códigos de convivencia”, dijo la dirigente.

 

Carlotto aseveró que quienes participan de estas marchas “son grupos de poder” entre los que identificó a “grupos que son generalmente de clase media, clase media alta y de Buenos Aires, porque en el interior no pasan estas cosas, y si pasan, pasan de otra manera”.

 

“Esto es Buenos Aires, un sector determinado que hay que respetar si piensan distinto, pero siempre que detrás de ese pensamiento no exista el agravio”, comentó

 

FACUNDO MOYANO, A FAVOR DE LA PROTESTA

 

Por su parte, el diputado nacional Facundo Moyano se manifestó a favor del cacerolazo opositor y advirtió que el Gobierno kirchnerista “no puede descalificar una manifestación legítima”.

 

No obstante, Moyano aclaró que a pesar de su respaldo a la movilización “hay algunas consignas que no se pueden compartir” y consideró “un error político” que los sindicalistas participen de la misma.

 

En declaraciones radiales, el hijo de Hugo Moyano, líder de la CGT Azopardo, señaló que en la marcha de mañana, así como en la del pasado 13 de septiembre, “habrá muchos trabajadores”.

 

De todos modos, el legislador aclaró que el gremio del Peaje que él encabeza “no va a adherir de ninguna manera”.

 

“El Gobierno tiene que escuchar una movilización que sin dudas tiene legitimidad porque tiene un gran acompañamiento”, sostuvo el diputado.

 

De todos modos, advirtió que “hay consignas de bronca y descalificaciones” hacia Cristina Kirchner “que por supuesto no se pueden compartir”.

 

MACRI PIDE IR “CON UNA SOLA BANDERA”

 

“El #8N vayamos con una sola bandera, la argentina”, tuiteó el jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri, acompañando el mensaje con la imagen de la Bandera Nacional.

 

Así, el líder del PRO explicitó su respaldo a la jornada de protestas contra el kirchnerismo, que también prevé réplicas en otros puntos del globo.



Siguiente Noticia BAU inicia la Liga Argentina ante Untref Vóley

Noticia Anterior Alumnos de escuelas especiales protagonizarán Muestra Colectiva de Arte

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario