Las empresas de medicina prepaga y los hospitales de comunidad se vuelven a ver las caras con el Gobierno. Y la razón es la misma que las reúne desde hace tiempo: volver a aplicar un incremento en las cuotas.

 

En este caso, el pedido es preciso en cuanto al monto de la suba exigida y el momento en el que se debería aplicar. Según la solicitud de las empresas, sería un 10%, que debería comenzar a correr con las cuotas de diciembre.

 

Durante los últimos días los principales directivos de prepagas y hospitales de comunidad, comenzaron su recorrida por las oficinas de la Superintendencia de Servicios de Salud, quien de acuerdo con la flamante ley que regula la medicina privada se encarga de estudiar los pedidos de aumentos del sector.

 

La necesidad de los hospitales de comunidad y las prepagas de volver a retocar los precios (algo que acaban de hacer, en este caso en un 7,5%) tiene que ver con que en diciembre está pautado que los trabajadores de la Sanidad recibirán un nuevo aumento salarial, justamente del 10 por ciento. Y los operadores pretenden trasladar ese sobre costo a las cuotas de sus afiliados.

 

Según pudo establecer El Cronista, el pedido no tendría mayor repercusión en el Gobierno, al menos en su formato original. Es decir, el incremento en algún momento llegará, pero posiblemente no en diciembre, sino en el primer trimestre de 2013.

 

También se especula con que el monto del alza no sería del 10%, sino que podría rondar entre el 5% y el seis por ciento, o hasta incluso si se otorga una cifra mayor el traspaso se podría desdoblar en dos etapas.



Siguiente Noticia "Las Abuelas han sido valientes en una época donde se pagaba con la vida"

Noticia Anterior Comienza el juicio contra ex ministra de Economía

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario