El ex presidente del Banco Central Mario Bléjer aseguró que con políticas claras a largo plazo la Argentina “podría ser la Arabia Saudita de la alimentación”, porque la demanda de ese sector a nivel mundial crecerá 20 por ciento en la próxima década.

 

Durante la segunda jornada del Coloquio de IDEA que se realiza en Mar del Plata, el actual vicepresidente del Banco Hipotecario analizó la cadena agroindustrial, más específicamente de la soja, a la cual consideró “estratégica” y que podría hacer al país “exitoso” a nivel mundial, por su rol a nivel local y el contexto internacional.

 

“La combinación de las características de esta cadena agroindustrial y el rol que juega la inserción de la Argentina en el mundo, es lo que la hace exitosa”, afirmó Bléjer.

 

“El factor clave de la agroindustria es el tema de la seguridad alimentaria global. Se habla mucho de largo plazo y en este campo es donde la Argentina puede jugar un rol fundamental”, explicó.

 

El ex presidente del BCRA sostuvo que “se estima que el crecimiento de la demanda por alimentos será del 20 por ciento en la próxima década” y apuntó que “este crecimiento apenas si puede ser satisfecho, porque la oferta crece menos de lo que venía creciendo habitualmente”.

 

“Este crecimiento de la oferta podría satisfacer la demanda pero no la de stock que es la que amortigua la volatilidad”, consideró Bléjer, y enfatizó que “hay un aumento en el largo plazo en el precio de los alimentos”.

 

En este contexto, con un adecuado desarrollo de la cadena agroindustrial, Bléjer consideró que “es donde la Argentina con una política adecuada, tiene la posibilidad de sentarse en la mesa grande de las decisiones y jugar un papel importante a nivel mundial”.

 

“El complejo agroindustrial de la soja ensambla bien las características de la cadena y además, puede cumplir un rol favorable en la seguridad mundial alimentaria”, afirmó el vicepresidente del Banco Hipotecario.

 

Bléjer sostuvo que “la Argentina es una potencia en la exportación de alimentos” y redobló la apuesta al remarcar que “sin exagerar, si las cosas se hacen bien en el largo plazo, Argentina podría ser la Arabia Saudita de la alimentación”.

 

En ese sentido, recalcó que “la industria de la soja está impulsada por la demanda externa y por la tecnología en la producción”, en la cual el país “tiene una ventaja comparativa en ese aspecto”.

 

“La Argentina, con tres veces menos plantas que Brasil, produce más toneladas al año”, resaltó, y volvió a remarcar que “la eficiencia que muestran estos números demuestra que Argentina puede ser un factor fundamental a nivel mundial en cuanto a seguridad alimentaria”.



Siguiente Noticia Favio Posca vuelve en noviembre a Mar del Plata

Noticia Anterior Peñarol sumó su décimo triunfo consecutivo ante Boca

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario