El ex presidente brasileño Luiz Inácio Lula Da Silva criticó el “proteccionismo” de los países centrales, llamó a construir una alianza entre empresarios de su país y de la Argentina para crear grandes compañías binacionales, y destacó que Brasil “crece con inflación controlada”.

 

De esta manera, el ex jefe de estado brasileño se erigió en la figura destacada en la cena inaugural del 48º Coloquio Anual del Instituto para el Desarrollo Empresarial de la Argentina (IDEA) que se desarrolla en Mar del Plata.

 

Entre los presentes se encontraban el gobernador de Córdoba, José Manuel de la Sola, el de Salta, Juan Manuel Urtubey y el de Santa Fe, Antonio Bonfatti. Así como el líder de la CGT opositora, Hugo Moyano. El ausente fue el gobernador Daniel Scioli.

 

El ex mandatario brasileño detalló gran parte de los planes que puso en marcha durante su gobierno por el cual más de 25 millones de pobres pasaron a formar parte de la clase media, y destacó que la gran inversión en esos programas “se hizo con la inflación bajo control”.

 

Al hablar sobre el modelo económico señaló que “si queremos crear un ciclo de desarrollo sustentable, la palabra clave es inclusión de los países pobres, poblaciones marginales“.

 

Lula también defendió el ajuste fiscal que aplicó la actual presidenta Dilma Rousseff al inicio de su mandato porque según señaló “sabía que los sacrificios del primer año iban a ser los beneficios del segundo”.

 

Los empresarios argentinos y brasileños deben aprender a hacer alianzas, tenemos que asociarnos para poder construir empresas binacionales, compañías grandes que puedan disputar mercados con las grandes empresas del mundo”, sostuvo Lula.

 

Tenemos conocimiento y tecnología, pero todavía no tenemos sabiduría para poder construir esas alianzas y competir con las principales compañías del mundo“, sostuvo Lula, y dijo que eso será bueno para los demás países de la región.

 

Lula diferenció las políticas de gobiernos como el suyo y el de Dilma Rousseff, junto a los de Néstor y Cristina Kirchner, de las aplicadas en administraciones anteriores.

 

“Me acuerdo de la época en que (Carlos) Menem y (Fernando Henrique) Cardoso competían por ver quién era más amiguito de (Bill) Clinton. Aprendí que en la vida ningún ser humano respeta a quien no se respeta así mismo”, sostuvo Lula al hablar ante más de medio millar de empresarios en el 48 Coloquio de IDEA.

 

Lula dijo que la Argentina y Brasil son aliados estratégicos y consideró que “juntos seremos muchos más prósperos y respetados en el mundo, porque nunca hubo tanta confianza entre nuestros gobiernos, y el comercio saltó de 7.000 millones de dólares en el 2003 a 40.000 millones en el 2011, y llegará a 35.000 millones en este 2012″.

 

“En diez años los gobiernos de Brasil y de la Argentina hicimos más por nuestros países que los 50 años anteriores”, destacó Lula.

 

Sostuvo que “el principal reto será fortalecer estructuras que ya existen en un planeta que tiene una distribución desigual” y explicó que “cuando hablamos de desarrollo sostenible hablamos de reducir la pobreza y la desigualdad”.

 

Lula terminó su disertación de algo más de una hora con el aplauso de pie de más de la mitad de la audiencia de 900 empresarios anotados para el encuentro.

 



Siguiente Noticia Titular de IDEA destacó la necesidad de "respetar la diversidad de ideas"

Noticia Anterior Estrenos de cine de la semana

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

1 Comment

Deja un comentario