Los integrantes de la Asamblea “Paren de Fumigarnos” vienen denunciando la posibilidad que el municipio suspenda o derogue una ordenanza que prohíbe fumigar a menos de mil metros de cascos urbanos, a raíz de un pedido de productores privados de la zona que fundamentan que los alcances de la ordenanza 18740 impacta negativamente en sus ingresos.

 

El presidente del ENOSUR, ingeniero Manuel Regidor, sostuvo que a la fecha la normativa está vigente y la reglamentación establece plazos de aplicación y que terminará en una vigencia plena de la misma.

 

El funcionario dejó en claro que, en principio, no se prevé ninguna modificación a la ordenanza aunque se busca armonizar los intereses de dos sectores “muchas veces contrapuestos” pero dando prioridad a la salud de los habitantes de la zona.

 

En declaraciones a Radio La Red (FM 91.3), el funcionario municipal reconoció que se encuentran trabajando con la Secretaría de la Producción del municipio, “ya que existen especialistas en la aplicación progresiva en áreas de cultivo de normativa ambiental que obliga muchas veces a reconvertir zonas productivas a otro tipo de tareas porque hay sectores que ya no pueden ser utilizados como área de siembre que obliga a la fumigación con distintos tipos de producto”.

 

Estamos armando un grupo de trabajo para poder hacer lo que se llama la transición paulatina de esas áreas productivas de manera de poder buscarle una solución, porque hay gente que hace de eso su modo de vida y de pronto se encuentra privada de desarrollar su actividad y hay que buscarle alternativas razonables para que se puedan reconvertir”, agregó.

 

Para Regidor, “este paso es fundamental para permitir armonizar dos intereses que muchas veces son contrapuestos y obviamente hay un interés superior que es la salud y el bienestar de las personas que habitan estos sectores“.

 

Consultado sobre la posibilidad de modificar aspectos de la ordenanza, el titular del ENOSUR aclaró que en caso de avanzar con esa posibilidad deberá ser aprobada por el Concejo Deliberante, ya que no se puede cambiar la normativa desde el Ejecutivo, “sí podemos proponer plazos de adecuación y de reconversión que permitan hacer las cosas pulatinamente tomando resguardos a las personas que viven en la cercanía”.

 

No obstante, consignó que en principio no está previsto modificar la ordenanza, “pero si de ese análisis surgiera una posibilidad o una necesidad sin que esto signifique un daño a la población creo que sería razonable hacerlo, obviamente deberá estar debidamente sustentado”.

 

Por: Gonzalo Patrone
PUNTONOTICIAS
Radio La Red (FM 91.3)



Siguiente Noticia Jornada de protesta en las delegaciones del Registro de las Personas

Noticia Anterior Venció el plazo y Aldosivi no presentó el estudio de impacto ambiental

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario