El 28 de agosto del año 1948 Eva Perón proclama los “Derechos de la Ancianidad”. En esa oportunidad dio lectura, en el Ministerio de Trabajo, a la declaración de los Derechos de la Ancianidad, que puso en manos del Presidente, solicitando que fuera incorporada a la legislación y a la práctica institucional de la Nación.

 

Fue incluida en la Constitución Nacional de 1949. En los hechos, la Fundación construyó Hogares de Ancianos y obtuvo la sanción de una ley que otorgaba pensiones a los mayores de 60 años sin amparo.

 

Estos derechos son: Derecho a la Asistencia, Derecho a la Vivienda, Derecho a la Alimentación, Derecho al Vestido, Derecho al Cuidado de la Salud Física, Derecho al Cuidado de la Salud Moral, Derecho al Esparcimiento, Derecho al Trabajo, Derecho a la Tranquilidad y Derecho al Respeto.

 

PAMI trabaja todos los días para la integración de los adultos mayores como sujetos de derecho, devolviéndoles el respeto y los valores que supo interpretar Eva Perón en aquella oportunidad.

 

El doctor Fernando Alí, Director Ejecutivo de la UGL XI, conjuntamente con todo el personal de PAMI, saluda a sus afiliados y se comprometen a seguir trabajando por el ejercicio y cumplimiento de cada uno de los derechos consagrados oportunamente.



Siguiente Noticia "Que la distancia no nos separe de la justicia"

Noticia Anterior El Consejo del Salario fijaría el mínimo en 2.900 pesos

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario