El obispo de Mar del Plata, monseñor Antonio Marino, dio a conocer un comunicado por el Día del Catequista, que se celebra este martes 21 de agosto. El prelado señaló que “por el contexto cultural descristianizado, creo que es más que nunca oportuno y necesario, bajar la edad del comienzo de la catequesis de niños”.

 

El pastor marplatense recordó que “un catequista debe ser un testigo de la fe de la Iglesia y no un simple trasmisor de conocimientos, cuya vida privada pasara por otros.

 

“Pocas tareas –dijo- son tan decisivas como la catequesis. La Iglesia les confía una misión que debe suscitar en ustedes entusiasmo y compromiso. Un catequista debe ser un testigo de la fe de la Iglesia y no un simple trasmisor de conocimientos, cuya vida privada pasara por otros carriles”.

 

El pastor de Mar del Plata recordó que “un catequista sólo cumple el sentido de su misión, si adhiere de todo corazón a las doctrinas del Magisterio de la Iglesia, en el marco de las orientaciones del obispo del lugar. No es posible hacer distinción u oposición alguna entre las enseñanzas de Cristo y las de la Iglesia”.

 

“Mientras nos vamos acercando al inicio del Año de la Fe, quiero expresarles mi esperanza de que los cambios propuestos en la catequesis, aceptados y asimilados por ustedes, sean una de las formas más eficaces para contribuir a la conservación e incremento de la fe, tanto en su dimensión de acto de adhesión a Dios, cuanto en su dimensión de contenidos doctrinales”, concluyó el prelado.



Siguiente Noticia Creció entre mayores de 40 años y adolescentes la cantidad de afectados por el VIHSida

Noticia Anterior La Provincia recomienda extremar precauciones ante la posibilidad de nuevas lluvias

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario