La legisladora provincial Nora De Lucía asumió al frente de la Dirección de Cultura y Educación bonaerense, luego de que el Senado aprobara su pliego para reemplazar a Silvina Gvirtz, quien renunció la semana pasada en medio de una polémica por reajustes en el área.

 

La Cámara alta bonaerense aprobó la licencia como integrante de ese cuerpo de De Lucía y su correspondiente designación al frente de la Dirección de Educación, ya que ese cargo requiere del aval explícito del Senado provincial.

 

Luego, en un acto sin público en la Casa de Gobierno provincial, el gobernador Daniel Scioli le tomó juramento a la flamante funcionaria, que pasó a formar parte del Gabinete bonaerense.

 

“Hemos sido azotados por una crisis internacional muy fuerte, el mundo tiene desempleo, y nosotros como provincia nos tenemos que preparar para ese desafío. Para eso hay que darles herramientas a nuestros chicos. La educación es la mejor herramienta de inclusión e igualdad”, resaltó De Lucía.

 

La funcionaria aseguró que no habrá un “ajuste” y afirmó: “El 35 por ciento de los recursos de la Provincia se destinan a la educación y apuntamos decididamente a optimizarlos, con la meta puesta en más calidad educativa”.

 

“El gobierno dejó en claro que el objetivo está puesto en la calidad educativa. De cualquier manera, nada mejor que ver el desarrollo de la gestión para comprobar de qué estamos hablando. La calidad educativa está en las antípodas de un ajuste”, remarcó.

 

De Lucía sucedió a Gvirtz, quien el jueves pasado, tras nueve meses de gestión, presentó su renuncia en desacuerdo con el “ajuste” dispuesto por la administración de Scioli en el área educativa, vinculado a un mayor control del ausentismo en el sector docente.



Siguiente Noticia Homenajearon al Centro Gallego a 60 años de su creación

Noticia Anterior La expropiación de Ciccone ya cuenta con media sanción

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario