Los empresarios del transporte público de pasajeros efectuaron una serie de planteamientos relacionados con los costos que deben afrontar y con las versiones que indican un posible recorte de los subsidios por parte del estado nacional que podría afectar la tarifa del boleto plano.

 

En representación de los transportistas, el gerente de la UTE El Libertador, Juan Antonio Bilbao, aseguró que en caso de sufrir recortes en los subsidios (11 millones de pesos) el boleto debería costar por encima de los tres pesos.

 

Sin embargo, desde el gobierno municipal desestimaron esa posibilidad y ratificaron que la tarifa no variará hasta el año próximo.

 

Otro aspecto que genera preocupación al empresariado es la baja en la cantidad de viajes que han sufrido a raíz del prolongado paro en el puerto.

 

El subsecretario de Gobierno, Martín Aiello, afirmó que no ingresó ningún pedido formal de los empresarios para que se analice un aumento en la tarifa.

 

 

El funcionario precisó que el análisis de costos de la Dirección de Transporte expresa que es “suficiente” el valor de la tarifa actual de 2,52 pesos.

 

Aiello agregó que “el intendente Pulti fijó un aumento por este año y no existe ninguna posibilidad de otro incremento del boleto hasta fin de año“.

 

En referencia a las quejas de los empresarios, Aiello remarcó que “si los empresarios consideran que no les resulta rentable están en condiciones de devolver al municipio el servicio“.



Siguiente Noticia Emotivo reconocimiento del PAMI a deportista paralímpico marplatense

Noticia Anterior Para la UOM la canasta básica de alimentos cuesta $ 1.700 mensuales

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario