El atraco

 

El atraco, filmada enteramente en España (Alicante y Madrid), una producción de Argentina Sono Film, con las actuaciones de Guillermo Francella, Nicolás Cabré, Daniel Fanego, Amaia Salamanca, Jordi Martínez y Oscar Jaenada. Dirigido por Eduard Cortés, el film esta basado en un hecho real.

 

En mayo de 1956, un atraco sacude las plácidas aguas de la realidad española: dos hombres armados hasta los dientes y vestidos de militares asaltan una importante joyería en la Gran Vía. Logran llevarse piezas valoradas en millones, pero uno de los atracadores resulta herido por un empleado de la joyería. Los diarios llenan páginas: no ha habido un golpe semejante en más de veinte años -digno de una película, dicen los medios.

 

De inmediato se desata una cacería que culmina con la caída de estos dos hombres, que resultan ser argentinos. El botín es recuperado, a excepción de un lote de misteriosas joyas sobre el que los ladrones nada quieren decir.

 

La vigencia de la Ley de Bandidaje y Terrorismo hace que se los juzgue rápidamente, mediante una corte militar. Son sentenciados de la manera más expeditiva a casi veinticinco años de prisión, que pasan a purgar en el penal de Santa María. Allí se los somete a un sistema de aislamiento: no pueden hablar ni recibir a nadie.

 

La historia parece acabar en ese agujero. Pero en realidad, tan sólo acaba de empezar.
Lo que parecía un simple atraco profesional empieza a desvelar capas de información oculta. ¿Cuál es la vinculación de estos dos hombres con un General argentino exiliado en Panamá? ¿Existe alguna ligazón de causalidad entre el atraco y la visita a la joyería que Doña Carmen Polo de Franco realizó pocos días atrás?

 

A medida que la investigación policial avanza, el relato ahonda en la trama secreta y en la historia de esos dos hombres misteriosos que, aun encerrados en lo más recóndito del penal de Santa María, constituyen una amenaza no sólo para el futuro del General argentino, sino también para el régimen del Generalísimo Franco.

 

Terror en Chernobyl

 

Un grupo de jóvenes adultos, Chris, su novia Natalie y la amiga de ambos, Amanda, están de viaje por Europa. Se detienen en Kiev, Ucrania, para visitar al hermano de Chris, Paul, antes de continuar a Moscú, donde Chris pretende pedirle matrimonio a Natalie.
Después de una noche en Kiev, Paul sugiere que hagan un tour extremo en la ciudad fantasma de Prípiat, abandonada en 1986 después del desastre nuclear que afectó a la central de Chernóbil. A ellos se les unen los mochileros Zoe y Michael.
Inicialmente, los militares ucranianos prohíben el paso del grupo a la ciudad, pero seguía turístico, Uri, los hace ingresar a través de una entrada abandonada en el bosque. El grupo pasa unas horas explorando el abandonado lugar, el cual albergó a los trabajadores de Chernóbil y sus familias antes de que debieran marcharse.

 

Cuando Uri los lleva a un edificio de apartamentos, oye un ruido. Al investigar, aparece un oso desde una habitación contigua y huyen. Aterrorizados, los jóvenes abandonan el edificio y se suben a la furgoneta en la que llegaron. Ya a salvo, Uri les asegura que ha visitado Chernóbil durante los últimos cinco años y siempre ha visto perros o lobos, pero jamás un oso.

 

Por Gabi Avaltroni



Siguiente Noticia Confirman ataques vandálicos contra cámaras de seguridad

Noticia Anterior Empresarios ven difícil la recuperación a corto plazo del puerto

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario