La intersección de la avenida Arturo Alió y Juan B. Justo fue el lugar elegido para protagonizar la manifestación y el pedido de justicia por el asesinato de Roberto Barba. El homicidio ocurrió el jueves pasado cuando dos delincuentes asaltaron el kiosco atendido por el hermano de la víctima. El episodio terminó en un tiroteo y una bala perdida dejó agonizante a Roberto Barba. Pocas horas después atraparon a un joven de 20 años, que tenia salidas transitorias del Centro de Contención de Menores. Durante el fin de semana se realizaron una decena de allanamientos, que derivaron en la detención de un hombre y tres adolescentes, y también se incautaron varias armas. Las pericias deberán determinar si alguna de ellas fue usada para matar a Barba.



Siguiente Noticia Piden informes sobre el estado del Château Frontenac

Noticia Anterior Mató a un ladrón en Punta Mogotes en la puerta de su casa

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario