Un grupo de fileteros en la Unión de Trabajadores del Pescado y Afines (UTPYA), que lidera el polémico dirigente Roberto Villaola, decidió movilizarse hasta la ruta 2 y cortar el tránsito en ambas manos a la altura del aeropuerto.

 

Se cumplieron cien días de un conflicto que mantiene paralizado al puerto de Mar del Plata y en el horizonte no se vislumbra un acercamiento entre el SIMAPE y las cámaras empresarias.

 

Esta situación impacta severamente en otros sectores dentro de la industria del pescado, en particular, aquellos que trabajan en negro.

 

“Los trabajadores necesitan de forma inmediata una contención económica o un subsidio y, sobre todo, alimentos por la crítica situación”, reclamó.

 

El dirigente de la CTA dejó en claro que este conflicto intersindical pone “en riesgo las fuentes laborales y sitúa en la precariedad y sin ningún tipo de asistencia a los más vulnerables”, puntualizó.

 

De acuerdo a lo señalado por Villaola, el corte se prolongará por tiempo indeterminado.



Siguiente Noticia Suteba confirma alto acatamiento al paro durante una radio abierta

Noticia Anterior Aprestos finales para el ciclo "A Desaburrir el Invierno"

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario