Las petroleras YPF y Shell incrementaron ayer el precio de sus naftas con variaciones que van del 4,3 al siete por ciento.

 

En el caso de YPF, la variación de los precios llegó a ser de hasta casi el siete por ciento.

 

No obstante, la petrolera estatal dijo que el aumento de los combustibles fue de 3,6 por ciento promedio en todo el país, con el objetivo de “acortar la brecha” con los valores ofrecidos por las empresas competidoras.

 

Voceros consultados remarcaron que YPF –que tiene el 60 por ciento del mercado de combustibles– seguirá ofreciendo el precio más bajo de combustibles a sus clientes.

 

Por otro lado, Shell aplicó incrementos de hasta el seis por ciento, que rigen desde el lunes pasado.

 

Por su parte, Esso y Petrobras mantuvieron el precio de sus combustibles.

 

La Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines de Argentina advirtió sobre una caída en el consumo de gasoil que, en las estaciones de servicios en ciudades del interior representa, en promedio, el 60 por ciento de las ventas.

 

Según la entidad la demanda de gasoil “bajó en promedio entre un 25 y 30 por ciento”, dependiendo de la región del país.



Siguiente Noticia La provincia disminuye los subsidios a colegios privados y podrían aumentar las cuotas

Noticia Anterior Ordenan a los principales bancos privados que presten para la producción

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario