Con la asistencia de casi 300 participantes, se llevó a cabo la Semana Social 2012 en la ciudad de Mar del Plata, organizada por la Comisión Episcopal de Pastoral Social (CEPAS) y el obispado local.

 

Bajo el lema “Trabajo, Dignidad y Justicia Social“, a lo largo de dos jornadas se sucedieron mesas de trabajo y plenarios con la presencia de dirigentes sindicales, miembros de cámaras empresarias, representantes de organizaciones sociales, equipos de Pastoral Social de varias Diócesis del país y movimientos apostólicos, así como también jóvenes que representan a distintos sectores, tanto eclesiales, como de la sociedad civil y universidades.

 

También hubo un panel testimonial sobre problemáticas sociales vinculadas con el derecho humano al trabajo, del que participaron, entre otros, Susana Trimarco, la madre de Margarita Verón, la jóven tucumana desaparecida y captada por una red de trata de personas.

 

En el mensaje final, la Comisión Episcopal expresó su preocupación por la crisis económica global y las consecuencias que se pueden derivar en pérdida de fuentes de trabajo en nuestro país y la región, así como por el afán excesivo de lucro y las nuevas formas de explotación.

 

“Queda claro que del trabajo depende el desarrollo humano integral de cada persona y del conjunto de la sociedad. Por eso el desafío de generar trabajo es tarea prioritaria del Estado, pero también de la sociedad en su conjunto. Todos debemos ser parte en la generación de igualdad de oportunidades para todos nuestras hermanas y hermanos”, destacaron.

 

En otro párrafo reafirmaron el compromiso de promover el desarrollo integral y erradicar la pobreza en este camino del Bicentenario del 2010 al 2016. “Deseamos ser parte de este camino y contribuir a generar una nación más igualitaria”, consignaron.

 

En tal sentido, expresaron que “el auténtico camino para la inclusión social es el trabajo dignamente remunerado. Renovamos nuestro compromiso con la cultura del trabajo. Rechazamos la negativa divulgación de conductas consumistas y materialistas sin aprecio al trabajo”, añadieron.

 

“Compartimos estos días en un clima de diálogo y búsqueda del bien común. Los vínculos que nos unen son muy importantes. Hunden sus raíces en nuestra historia y nos ayudan a proyectarnos hacia el futuro. Debemos fortalecer la amistad social que nos ayude a recorrer juntos el camino del diálogo y la búsqueda de los consensos necesarios para impulsar políticas públicas en orden al bien común”, concluyeron.



Siguiente Noticia Por un proyecto electoral hacia una ciudad mas equilibrada y sustentable

Noticia Anterior Leve caída de las escrituras en la provincia de Buenos Aires

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario