Las Abuelas de Plaza de Mayo Filial Mar del Plata confirmaron el hallazgo de los restos de Olga Noemí Casado, detenida desaparecida en la última dictadura cívico militar ocurrida en nuestro país.

 

Este hecho se dio en el marco de la Iniciativa Latinoamericana por la Identificación de Personas Desaparecidas llevada adelante por el Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF).

 

Olga nació el 1 de abril de 1958 en la ciudad de Mar del Plata, militaba en Montoneros y fue secuestrada a fines de noviembre de 1977 en la localidad de Dock Sud, partido de Avellaneda. Estaba embarazada de siete meses. Por testimonios de sobrevivientes, pudo saberse que Olga estuvo detenida en los Centros Clandestinos de Detención “Puesto Vasco” y “La Cacha”.

 

La familia de Olga, nunca pudo confirmar el embarazo, ya que antes de su desaparición, ella intenta contactarse con su madre pero cuando Emilce viaja a la ciudad de Buenos Aires, Olga ya había sido secuestrada y el mensaje que ella tenía para darle nunca llegó a oídos de su madre.

 

Esta duda se mantuvo durante años, y la Abuela Emilce trató por todos los medios de confirmar si sus sospechas eran verdaderas. En el año 2004, se crea la oficina de la filial de Abuelas de Plaza de Mayo en la ciudad de Mar del Plata.

 

Ese año, se pone en funcionamiento el grupo Jóvenes x la Identidad, al cual se suman a trabajar activamente las nietas de la Abuela Emilce, sobrinas de Olga Casado. Son ellas quienes cuentan en la filial marplatense que su Abuela tenía sospechas de que Olga pudiera estar embarazada al momento de su desaparición.

 

Es así que en el año 2006, la familia Casado se reúne en la filial marplatense de Abuelas de Plaza de Mayo con motivo de hacer conocer su caso. Desde la Filial se remite la información junto con una foto de Olga, a la Comisión Nacional por el Derecho A la Identidad (CONADI).

 

A partir de esta foto, pudo contrastarse la foto de Julia aportada por su sobrino, con la foto de Olga que entrega la familia Casado, y es allí donde la CONADI puede determinar que Julia, la tan buscada tía Julia, era Olga Noemí Casado.

 

A partir de allí se pudo solicitar a ambas familias que dejaran sus muestras hemáticas en el BNDG y el caso fue incorporado también en Abuelas de Plaza de Mayo. Un año después de saber que Julia, era Olga, las familias Cugura y Casado pudieron encontrar a su nieta nacida en cautiverio.



Siguiente Noticia Ministro de Infraestructura visitará Casa Ecológica en la Uocra

Noticia Anterior Fracasó reunión paritaria de Alfajoreros y es inminente un conflicto

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario