Sonrisas, miradas alegres y lágrimas en los ojos se vieron reflejadas durante el emotivo acto que se llevó a cabo en el recinto de sesiones del Honorable Concejo Deliberante, que reconoció la encomiable labor y trayectoria del Hogar de María, “que hace quince años cada día demuestra su compromiso con niños y adolescentes con discapacidad mental que no tienen forma de satisfacer sus necesidades”.

 

Con las presencias del presidente del Cuerpo Deliberativo local, Ariel Ciano (autor de la iniciativa), la directora general de la Mujer, Alejandra Patuto y el presbítero Walter Pereyra, secretario canciller del Obispado de Mar del Plata, la convocatoria permitió hacer un explícito reconocimiento a la tarea que viene desarrollando hace tres lustros una entidad llevada adelante con esfuerzo inconmensurable y mucho amor hacia el prójimo.

 

La principal referente del Hogar, María Mercedes Rom de Alfonso, recibió por parte de Ciano una copia de la resolución que reconoce la labor de la entidad. Y, a su turno, agradeció esta iniciativa.

 

Más adelante, consignó: “Si durante cinco minutos por día nos pusiéramos en el lugar de los chicos con discapacidad mental, la sociedad sería mejor. La falta de egoísmo y el desapego por lo material son sólo algunas de sus virtudes”.

 

“Por eso, digo que Dios nos habla a los gritos para que a través de ellos ablandemos nuestro corazón y nos abramos como comunidad, para no tratarlos mal ni discriminarlos. Este reconocimiento nos ayuda y nos empuja a seguir. Gracias”, concluyó.



Siguiente Noticia En el Parque Industrial “no hay capacidad energética para que ninguna empresa se instale”

Noticia Anterior Día del Escritor: "Hay mucho talento que encuentra dificultades para publicar sus obras"

Nos interesa tu opinión:

Comentarios:

No hay comentarios

Deja un comentario